Imágenes de páginas
PDF
EPUB

cuarto del libro segundo del código de comercio.

misiones y oficios separados se vuelvan a unir

DE LAS PERMUTAS.

Articulo 386.

Las permutas mercantiles se califican y se rigen por las mismas reglas que van prescriptas sobre las compras y ventas, en cuanto estas sean aplicables a las circunstancias especiales de este género de contratos.

Sin embargo de estar proveido que los vireyes no puedan enviar jueces de comision á los distritos donde hay justicias puestas por nonbramiento nuestro, envian jueces de obrajes é ingenios, siembra y resiembra , y para otras cosas, con que viene á montar su salario mas que el de la justicia ordinaria, que de esto debe conocer, y estos nombramicntos se reducen à beneficiar y acomodar terceras personas: Ordepamos y mandamos á los vireyes, presidentes, gobernadores y audiencias que guarden lo dispuesto por leyes de estos y aquellos reinos, en que tan interesados son, el gobierro público, hacienda real y la de nuestros vasallos: y que los oficios que á título de comisiones se hubieren separado y segregado de las justicias ordinarias, se vuelvan á unir y agregar á ellas.-V. leyes 19, tit. 17, lib. 4, y 28, tit. 2, lib. 5.

PESCA (privilegio de lu). V. MATRICULADOS.

PESETAS sevillanas, ó de vellon. –V. MONEDAS (valor de las).

LBY III.

PESOS Y MEDIDAS.-Afortunadamente en las Antillas no se complicau el tráfico y cambios con la diversidad de pesos y medidas que respecto de las provincias de la Península se inculca para su reforma en el artículo 20 de la real icstruccion de fomento de 30 de noviembre de 1833.-V. MEDIDAS Y PESOS.

PESQUISAS Y COMISIONES. – Titulo primero del libro sétimo.

De 1596 y 1608.- Que en casos graves de enviar

jueces, ordenen las audiencias que se cumplan sus provisiones.

Nuestras audiencias de las Indias, en despachar jueces de residencia contra los gobernadores de sus distritos, y para averiguar delitos, guarden las leyes, y especialmente la 19, 20 y 21, tit. 15, lib. 5, y declaren qué casos son los inescusables, ordenando que los gobernadores y justicias ordinarias obedezcan y cumplan sus provisiones.

LEY IV.

DE LOS PESQUISIDORES Y JOBCBS DE COMISION,

LEY PRIMERA.

De 1569 y 94.-Que las audiencias no despachen

jueces sino en casos inescusables á costa de quien los pidiere y con salarios moderados.

Ordenamos y mandamos que las audiencias no provean jueces de comision para sus distritos, y remitan el conocimiento de las causas, que se ofrecieren, á los gobernadores, corregidores, o alcaldes mayores si no fuere en casos inescusa bles, y á costa de las partes que los pidieren, y no sean los salarios escesivos , sino tan moderados que no escedau de lo que bastare á la ejecucion de nuestra justicia.-V. ley 175, tit. 15, lib. 2.

De 1531, 63 y 96.- Que las, audiencias, para

fueru de las cinco leguus, puedan despachar jueces de comision conforme á esta ley.

Es nuestra voluntad que las audiencias de las Indias puedan proveer jueces de comision, que procedan y hagan justicia en los casos que succdieren fucra de las cinco leguas, mirando mucho en que solamente sean proveidos cuando fuere justo y conforme á derecho , y no de olra forma, y los menos que fuere posible, y en casos raros por escusar, como conviene, que sean molestados los pobladores y vasallos con costas y gastos estraordinarios. Y mandamos que a los jueces de comision sobre dclitos y causas criminales, se les de poder y facultad solamente para hacer informacion , prender los delincuentes, traerlos

LEY II.

De 1621.-Que no se envien jueces de comision

donde hubiere justicias ordinarias, y las co

1

á las cárceles de las audiencias, y cobrar sus sion ó pesquisidor, alguacil, receptor, ú otra persalarios de quien los debiere pagar: y asimismo sona semejante para hacer algunas diligencias, que los escribanos ante quien pasąren entreguen

los alcaldes determinen si conviene que vaya ó los autos á los de las audiencias, donde se han no, y señalen los dias que se hubieren de ocupar; de fenecer, de forma que las partes no paguen y el nombramienlo de persona y señalamiento mas de unos derechos, y las andiencias nombren de salario, lo haga el virey, ó el que gobernare; los escribanos de las comisiones no habiendo y asi se guarde y practique la ley 32, título 17, receptores, y no los escribanos de cámara, / libro 2. guardando lo prevenido por la ley 61, título 23,

LEY VIII. libro 2.-V. leyes 24, tit. 31, lib. 2, y 24 de este.

De 1561.- Que las audiencias provean que los LEY V.

jueces y visitadores no escedan de sus comi

siones. De 1627 y 80.- Que los vireyes y presidentes

Las audiencias provean que los oidores visitano inhiban á las audiencias en las comisiones,

dores de la tierra, y alcaldes del crimen que say las dejen conocer en los grados que les tocan.

lieren á comisiones, no escedan de la facultad
En las comisiones que dieren los vireyes y que por ellas se les concediere, que así es nues-
presidentes gobernadores , conforme a las facul tra voluntad, y lo deben hacer conforme á
tades concedidas, no inhiban á las audiencias, derecho.
ni reserven para si ni otro tribunal las apelacio.

LEY IX.
nes dejando que vayan y se prosigan en las
audiencias donde tocaren, á las cuales mandamos

De 1610 y 12.- Que los vireyes y presidente de

Suntu y los contadores de cuentas resuelvun que procedan en estas comisiones y causas en el grado que les pertenece, conforme a las leyes

sobre el despacho de jueces , y los nombren de estos reinos de Castilla y de esta recopilacion,

los vireyes y presidente solos. y no se tengan por inhibidas, sin embargo de Declaramos , que el resolver y despachar colas prohibiciones é inhibiciones de los vireyes misiones para averiguacion de cuentas pendienó presidentes, guardando la ley 35, tit. 15, tes en los tribunales de ellas, toca a nuestros libro 9, en lo que generalmente dispone, y la vireyes y presidente del nuevo reino de Granada, , 42, del mismo titulo, en la forma de avisar á las y á los contadores de cuentas; y el nombramienaudiencias, ó declarar que les toca el conoci to de personas y salarios á los vireyes y presimiento como allí se contiene.

dente solos.

LEY X.
LEY VI.

De 1623.- Que en casos de gobierno de las co-
De 1533 y 63.- Que si las justicias no cumplie-

misiones el virey o presidente, y en algunos ren las provisiones, usen las audiencias de su

se guarde la costumbre. jurisdiccion.

Lo ordenado sobre que los vireyes y presiEn caso de no cumplir los gobernadores , al

dentes no noinbrenjueces pesquisidores, ni otros caldes ordinarios y justicias, las cartas y provisio

para ningun efecto, sin consulta del acuerdo ó nes de nuestras audiencias sin justa causa, podran

sala de la audiencia ó del crimen, se guarde y enviar ejecutores con salario, y usar de la facul

practique si no fuere en algun caso de gobierno, lad que en este caso está concedida, por orde

que conviniere averiguar con secreto; y hecho, nanza y ley 117, litulo 15, libro 2.

se remita á la sala á quien toca , para que haga LEY VII.

justicia: advirtiendo que el nombrar los vireyes,

ó presidente sin determinarlo con el acuerdo ó De 1576.- Que si hubiere de salir juez por la

sala de audiencia, ha de ser selo en casos de gosala del crimen , lo resuelvan los alcaldes, y

bierno; y en cuanto á depositar indias, prohinombre el virey é presidente.

bir que vivan españoles entre indios, mudarSi en las causas pendientes ante los alcaldes los de unos pueblos a otros, y dar las comisiones del crimen se hubiere de proveer juez de comi para esto, se guarde la costumbre y ley 37, titu

lo 15, lib. 2. – V. Instruccion de REGENTES reales, y buen despacho de los negocios, convieart. 36.

ne que los oidores no hagan ausencia del ejerciLEY XI.

cio de sus oficios ni salgan á comisiones: OrdeDe 1591.- Que los vireyes y presidentes puedan

namos á los vireyes, que sucediendo delitos y nombrar quien haga averiguaciones secretas

casos graves y enormes cu sus distritos á que contra corregidores y justicias.

sea necesario proveer juez pesquisidor, puedan La averiguacion y castigo de los escesos co con acuerdo de los oidores enviar uno de los metidos por los corregidores y otros ministros, alcaldes del crimen, á cuya sala no quiten ni es materia de justicia, y á esta causa se ha de embaracen el conocimiento de las causas que le determinar por las audiencias si es ó no conve tocaren; y si no fuere en caso grave y muy preniente hacerla, y porque remitiéndolo á las rc ciso, no nombron para pesquisa de causas crisidencias tienen siempre medios los culpados nales oidor, sino alcalde, guardando lo recon que aplacar á las partes agraviadas, los vi suelto por las leyes 11 y 16, lib. 2, y 22 y 23, reyes y presidentes para remediar los daños y titulo 15 , lib. 5. vejaciones, que los corregidores y ministros

LEY XIV. hacen, especialmente a los indios, y tenerlos mas sujetos, podrán mandar que se hagan ave

De 1576.- Que los oidores y alcaldes del crimen, riguaciones secrctas ó en la forma que mejor los

jueces pesquisidores, puedan sentenciar en pareciere; y resultando culpados remitirlas a las definitivu. audiencias, que llamadas y oidas las partes ha Por ordenanza de algunas audiencias está disgan justicia, y los vireyes y presidentes queda puesto, que cuando se nombraren pesquisidores, rán informados para provcer en el gobierno lo no lleven comision de sentenciar; y en los casos que conviniere. Y ordenamos, que con particu que ha sido necesario enviar oidor, se le ha lar y continuo cuidado procuren que ningun dado comision para que sentencie en primera ministro haga agravio ni molestias a los indios, instancia. Y porque se ha dudado de esta facultad, y que sean guardadas precisamente las leyes que y nos fué suplicado que lo declarásemos, ordetratan de su bien y conservacion. Y asimismo namos que los vireyes, presidentes y audiencias, mandamos que para estas ni otras comisiones no guardando la forma espresada en las leyes nombren por jueces á los oficiales ó procurado este título , y otras de la materia, puedan dar res de las audiencias, habiendo otras personas. las comisiones á oidores y alcaldes del crimen, LEY XII.

para que sentencien en la definitiva otorgando

las apelaciones en los casos que hubiere lugar De 1619.- Que para despachar juez sobre agra de derecho , sin embargo de la ordenanza. vios de gobernadores y justicias hechos á indios

LEY XV. y personas miserubles no seu necesario dur fianzus.

De 1680.- Que los ministros togados, saliendo

á comisiones, lleven sus salarios conforme a Cuando las personas miserables , indios ó sus

la ley 40, tit. 16 , lib. 2. caciques, ó nuestros fiscales en su nombre, pusieren capítulos sobre agravios recibidos de los Los ministros togados puedan llevar de salacorregidores y justicias, mándese dar informa- rio, con las comisiones fuera de las ciadades de cion sumaria donde hubiere sucedido el caso; su residencia la cantidad señalada por la ley 40, y si por ella constare ser cierta la relacion, aun titulo 16, lib. 2, de que no escedan, y lo que que no den fianzas, se envie juez: con adver llevaren de mas lo vuelvao a quien pertenecietencia de que los indios no sean supuestos por re, sin embargo de que antes estaba ordenado los españoles, y con este pretesto traten de ven que llevasen otra tanta cantidad como la que gar sus pasiones,

montasen los gagcs de sus oficios. LEY XIII.

LEY XVI. De 1582 y 1609.-Que no salga oidor á comision sino en caso muy grave, y pura salir alcalde

De 1567 à 1620.- Que declaru en que forma se

hon de nombrar los jueces pesquisidores. lo acuerden el virey y audiencia. Porque á la autoridad de nuestras audiencias Supuesto que los corregidores y justicias or

dinarias han de ser residenciados, están libres la jurisdiccion en casos que no les tocan, y de querellas si no fuere en casos tan graves y es. contravienen a los mandatos reales y en mil candalosos, que haya peligro en la tardanza y ducados cada uno , aplicados conforme á deredilacion de la residencia, que en estos casos se cho, y en las demas penas arbitrarias que á ha de despachar receptor que haga informacion, nuestro consejo de Indias pareciere y juzgare o juez con la que se presentare; y si visto el convenientes; y en los visitadores de la tierra cuerpo del delito y culpa del corregidor, pare se guarde la ley 18, titulo 31, libro 2. ciere que se debe dar juez , toca al virey y presidente nombrar la persona, como está ordenado; LEY XVIII. De 1631.- Que el virey de Nuevay cuando la sala de la audiencia juzgare que se España escuse lo posible enviar jueces à la come:a al realengo mas cercano, toca á la sala Galicia, y cumpla la ley 54, tit. 15, lib.2. donde se tratare de la causa , y puede declarar quién es, nombrarlo y llenar el blanco de la co

LEY XIX. mision , conforme al término que declarare para

De 1561.- Que en dur fianzas los oidores y juehacer la averiguacion; y si en el lugar del delito

ces de comision , guarden el derecho de estos ó en la comarca hubiere otro juez, que sin sala

reinos de Castilla. rio ó á menos costa pueda hacer la averiguacion, y esta hubiere sido la causa que movió a la sala á Algunos vecinos y pobladores de la provincia dar juez, ha de decir el auto: Nómbrese juez para de Popayán han pretendido', que cuando se esta averiguacion con lo acordado. Y este mis- hubiese de proveer algun gobernador o visitamo dia en acuerdo el mas antiguo de la sala dur ú oidor, ú otro cualquier juez á aquella dirá al virey ó presidente , la razon de lo acor tierra , diese ante todas cosas fianzas de estar á dado, el cual llenará la comision en el tal juez residencia, y pagar juzgado y sentenciado, y el conforme al parecer de la sala, y el virey o apelante afianzase las condenaciones de maravepresidente y jueces la firmarán en este y todos dis, asi de oficio como á pedimento de partes, los demas casos en que despacharen jueces; y y no se le otorgase la apelacion sin fianzas depoen cuanto a tomar la residencia antes de acabar sitarias á satisfaccion del juez, y parte que lo los oficios, se guarde la ley 19, titulo 15, lib.5. pidiese sobre que espresaron los daños é in

convenientes, que de lo contrario resultaban LEY XVII.

conforme a lo acordado : Mandamos que cuando

los vireyes, y presidentes gobernadores, guarDe 1620.-Que ningun juez de comision sirva dando la forma estatuida por estas leyes, provede juez ordinario ni suceda al que lo fuere. yeren algun oidor , ú otra persona por visitador

ó juez para negocios de sus distritos , ordenen Mandamos que en ningun caso, mi por ningu

que guarde en el dar fianzas las leyes y ordenanna causa se despachen comisiones por los vire zas reales de estos reinos de Castilla, que en yes, presidentes y audiencias de las Indias, para

esto disponen y no escedan de su contenido. que si pareciere culpado el gobernador ó cor

LEY XX. regidor , le suspenda el juez de oficio y suceda en él, y que ningun juez de comision pueda por

De 1567 y 1632.- Que los jueces presenten las via de interin , ó provision ordinaria ó por cierto

comisiones en los cabildos , y los oidores quartiempo ni en otra forma, suceder ni administrar

den las leyes. la jurisdiccion del gobernador ó corregidor, u otra cualquier persona contra quien fuere su Ordénese a los jueces de comision , que en comision en todo ni en parte, y que los autos llegando á los pueblos á donde fueren enviados, que sobre esto se hicieren, sean nulos y de nin se presenten en los cabildos con las comisiones gun efecto, y el que aceptare la comision con que llevaren, para que puedan saber y entender semejantes cláusulas, quede inhábil para otro el tiempo que se han de ocupar en ellas; y poroficio ó comision temporal ó perpetua , y nues. que los oidores de nuestras audiencias lo rehusan tros ministros que dieren tal comision, incurran y sin dar cuenta al corregidor ó justicia , usan en las penas impuestas contra los que usurpan

y ejercen de hecho: Mandanos que guarden las

leyes y ordenanzas que sobre esto disponen sin

LEY XXV. - De 1635. - Que la audiencia de contravencion alguna.

Santo Domingo no envie jueces de comision

contra los vecinos de la tierra adentro, no LEY XXI.

siendo en casos inescusables , y á costa del que De 1567. -Que los jueces ordinarios y de comi

pidiere juez. sion no conoscan de causas pasadas en cosa

LEY XXVI. - Que los gobernadores de Yucatan juzgada.

no nombren los jueces de comision sino con Mandamos que ningun oidor, gobernador ni

muy gran causa , con prohibicion de vender otro cualquier juez de comision , asi de los pro vino á los indios, y guardando la ley 36, tit. veidos por Nos, como nambrados por los vire 1, lib. 6. yes, presidentes y audiencias no pueda conocer LEY XXVII.- Que el gobernador de Yucatan no ni conozca de ningunos negocios ni causas civi provea jueces de gruna ni agravios. les o criminales estando sentenciadas y pasadas

LEY XXVIII. las sentencias en autoridad de cosa juzgada; y si contra lo susodicho conocicre, actuare y senten

De 1627 y 32.-Que los repurtimientos de indios

se cometan á las justicias ordinarias , y de los ciare, sea nulo y de ningun valor ni efecto.

jueces de granu , azúcares y mulanzas. LEY XXII.

En la Nueva España se escusen los jueces reQue los jueces de comision puedan seguir delin-partidores de indios y los corregidores y alcalcuentes fuera de sus distritos , y sus apelacio

des mayores , hagan el repartimiento en sus nes vayan à la sula del crimen.

distritos como se practica en el Perú: y los viEl alcalde del crimen y el pesquisidor pueden reyes señalen para la distribucion al corregidor enviar a quien les pareciere en seguimiento de ó alcalde mayor con particular atencion al ajuslos delincuentes aunque sea fuera del distrito de tamiento y partes de la persona, á la cual envien la gobernacion del virey , presidente ó audien las otras justicias ordinarias del partido , inclucia de quien fueren enviados, y usen de sus re sos en aquel repartimiento los iudios que tocaren quisitorias como fuere mas conveniente. Y man á su jurisdiccion, á cuya costa se vaya por los damos, que las justicias las guarden y cumplan; indios que dejaren de enviar; y el distribuirlos y si las partes apelaren en los casos del derecho, corra por la primera mano: y si resultaren otorguen las apelaciones ante los alcaldes del agravios, acudan las partes al virey para que lo crimen.

remedie, guardando la ley 20, tit. 12 , lib. 6. Y LEY XXIII.

por lo que toca á los pueblos del Marquesado

del Valle , y otros de señorio particular, guarDe 1563 y 96.- Que a pesquisidores ó jueces de dese lo resuelto por la ley 33 del mismo titulo, residencia no se pague :salario de hacienda

si el virey no considerare mas comodidad en real ni penas de cámara.

que haga la reparticion el corregidor de nuestro Mandamos, que de nuestra hacienda real ni realengo ó el del señorio particular. Y por cuande penas de cámara no se pague ningun salario lo se ha entendido que los jueces de grana solaá jueces de residencia ó pesquisidores que los mente van á emplear en ella , y se quejan los vireyes, presidentes ó audiencias enviaren. españoles de que siendo el salario de un corre

gidor o alcalde mayor trescientos ó cuatrocientos LEY XXIV.

pesos, suele haber de jueces continuos y ordiQue los escribanos de comisiones entreguen los narios, tres o cuatro mil pesos: Ordenamos, que

autos originales , y no se paguen mas de unos conviniendo enviar algunos jueces, no haya de derechos.

ser teniéndolos de asiento, sino a visitar , y con Lo ordenado por la ley 24, lit. 31, lib. 2, y lo procesado se vuelvan, y estos sean elegidos ley 4 de este título, sobre entregar los escriba de los mas cristianos y honrados de la república, nos de comisiones los autos se guarde y cumpla: que no vayan á enriquecer , sino á enmendar los y asimismo si la causa fuere criminal, entreguen escesos contra leyes y ordenanzas, y guarden á los del crimen y no se paguen mas de unos la ley 45, tit. 34, lib. 2. Y es nuestra voluntad, derechos.

que particularmente lleven esto a su cargo los

[ocr errors]
« AnteriorContinuar »