Imágenes de páginas
PDF
EPUB

contra casados y extrangeros, aunque vayan la causa, aunque solo se dirijan á vireyes ó predirigidas á presidente y oidores.

sidentes.

LEY XVII. Los vireyes y alcaldes del crimen de las audiencias de Lima y Méjico, puedan conocer y

De 1552.- Que con las personas que llevaren conozcan sobre lo contenido en nuestras cédulas

cédulas de recomendacion se haga conforme

á sus méritos. y provisiones, para que los casados que residen en las Indias, y no hacen vida maridable con Cuando Nos fueremos servido de mandar, que sus mugeres, y los extrangeros y otras personas se despachen cédulas de recomendacion en faque hubieren pasado sin licencia y permision vor de los que pasaren á poblar nuestras Indias, nuestra, sean desterrados de aquellas provincias y en virtud de ellas pretendieren ser proveidos y enviados á estos reinos, y lo ejecuten, y los á corregimientos y otros cargos, los vireyes, oidores no se entrometan á conocer de las di audiencias y gobernadores á quien fueren cochas causas, y las dejen hacer, sustanciar y metidas, hagan lo que vieren que conviene y huejecutar á los dichos vireyes y alcaldes del cri biere lugar , segun la calidad de sus personas, men, sin embargo de que nuestras cédulas ó méritos y servicios. (V. ley 14. tit. 2. lib. 3.) provisiones se hayan dirigido, ó dirigieren á presidente y oidores.

LEY XVIII. - De 1617.- Que no se comelan á

las audiencias las libranzas y cédulas de mer. LEY XV.

cedes en tributos vacos.

De 1573 y 1680.- Que forma al cumplimien

LEY XIX. to de las cédulas y provisiones en caso de su De 1571 y 92.- Que las cédulas de mercedes prcsion ó fundacion de audiencias reales.

mandadas situar en repartimientos no perjuLos gobernadores que Nos eligiéremos y

diquen al derecho de los mas antiguos , si el nombráremos en lugar de las reales audien

Rey no mandare en ellas otra cosa. cias, que convenga suprimir ó remover, cum Porque nuestra voluntad é intencion no es plan, guarden y ejecuten, hagan guardar, cum perjudicar por ninguna cédula que diéremos en plir y ejecutar todas las cédulas y provisiones favor de algunas personas, para que se les haga que estuvieren despachadas por nuestro manda merced de los primeros indios que vacaren, al do á las reales audiencias, como si á ellos fuesen derecho de los que son mas antiguos en las Indirigidas; y si las audiencias se fundaren en dias, y nos han servido mas en ellas , y no han lugar de los gobernadores, se guarde la misma sido gratificados, estarán advertidos de ello los regla por las audiencias, que asi conviene á vireyes y gobernadores, para que sepan nuesnuestro real servicio.

tra intencion y voluntad, lo cual no se ha de en

tender cuando mandáremos dar algunas cédulas LEY XVI.

con prelacion y antelacion á todos los demas que

las tuvieren , que se hará raras veces, y con la De 1621. -Que las cédulas incitativas dengan el

advertencia y justificacion conveniente que en efecto que se declara .

este caso se han de cumplir las cédulas, antepoDeclaramos y mandamos, que cuando por Nos niéndose los que las tuvieren, no solo a los dese proveyeren y mandaren despachar cédulas mas que tengan cédulas , sino á los que no las incitativas para escitar y advertir á nuestros tuvieren, aunque parezca á los vireyes que son ministros, que deshagan los agravios hechos á mas antiguos ó mas beneméritos. las partes, y provean lo que fuere justicia: si la relacion no fuere cierta, ni el agravio verdade LEY XX. De 1570.- Que las cédulas de merro, los ministros á quien toca dejen las cosas en cedes en indios vacos se entiendan tambien el estado que estaban, y nos informen de lo quc en los que hubiere pleito pendiente. conviene y pasa; y en las cédulas ordinarias incitativas á que se haga justicia a las partes, no LEY XXI. De 1612. Que las cédulas de se mude la jurisdicion del juzgado ni estado de renta con antelacion se cumplan por su anti

güedad, y despues las demas sin antelacion. , plicacion , é interponiéndose por quién y cómo

deba , puedan sobreseer en el cumplimiento y LEY XXII.

no en otra ninguna forma, so la dicha pena. De 1620.- Que no se cumplan las cédulas en que hubiere obrepcion ó subrepcion.

LEY XXV. Los ministros y jueces obedezcan y no cum

De 1567.- Que las audiencias respondan lueplan nuestras cédulas y despachos en que inter

go á las cédulas y provisiones, y las hagan volvipieren los vicios de obrepcion y subrepcion,

ver á las purtes. y en la primera ocasion nos avisen de la causa Los presidentes y oidores respondan y hagan por que no lo hicieren.

asentar la presentacion y obedecimiento á pues

tras cédulas y provisiones reales, luego que sean LEY XXIII.

presentadas, y hagan que los escribanos las vuelDn 1564.- Que las cédulas reales vayan seña

van a las partes sin dilacion. ladas, y las provisiones firmadas por los del

LEY XXVI.
Consejo, y sin esta solemnidad no se cumplan.
Nuestras reales cédulas se despachen señala-

De 1699.- Que las audiencias se abstengan de das, y las provisiones firmadis de los de el

presentar al consejo inconvenientes de derenuestro consejo real de las Indias, y las que no

cho en ejecucion de cédulas. tuvieren esta solemnidad sean obedecidas y no Nuestras reales audiencias se abstengan de recumplidas, y los vireyes, presidentes y oidores, presentarnos inconvenientes y razones de dey otros cualesquier jueces y justicias de las In recho en lo que por Nos les fuere mandado, pues dias asi lo guarden, cumplan y ejecuten. cuando lo disponemos y ordenamos están las

materias mas bien vistas y mejor entendidas, y LEY XXIV.

así lo guarden y observen precisa y puntualDe 1528 y 1622. — Que se ejecuten las cédulas

mente. del Rey en las Indias sin embargo de supli

LEY XXVU. cacion, no siendo el daño irreparable ó escan

De 1609.- Que las cédulas y ordenanzas de los daloso.

tribunales de cuentas se pongan originales en Los vireyes, presidentes y oidores, alcaldes los archivos de las reales audiencias. del crimen, gobernadores, corregidores y al

Ordenamos y mandamos, que se pongan origicaldes mayores de las Indias antes de ser reci

nales en los archivos de las reales audiencias las bidos al uso y ejercicio de sus oficios, juren que cédulas y ordenanzas, que por nuestro consejo guardarán, cumplirán y ejecutarán nuestros

real de las Indias se enviaren á los tribunales de mandamientos, cédulas y provisiones dadas á

cuentas, y á los contadores se les dé copia aucualesquier personas, de oficios y mercedes, y

torizada, con fé de que las originales quedan en de otra cualquier calidad que sean , cuyo cum los archivos. -(V. ley 86, tit. 1, lib. 8. plimiento les tocare, y luego que las vean ó les

LEY XXVIII. sean notificadas, las guarden, cumplan y ejecu

De 1574.- Que las cédulas y provisiones tocanten, y hagan guardar, cumplir y ejecutar en

tes à la hacienda real se pongan en libro todo, segun su tenor y forma, y no hagan cosa

aparle. el contrario, so las penas en ellas contenidas,

Los presidentes y audiencias reales recojan y y mas de la nuestra merced y perdimiento de la mitad de sus bienes para nuestra cámara y fis

hagan poner en libros aparte, con distincion y

claridad todas las cédulas y provisiones que se co;.pero si fueren cosas de que convenga supli

les han enviado y enviaren tocantes á nuestra car, damos licencia para que lo puedan hacer, con calidad de que por esto no se suspenda cl

real hacienda , y tengan mucho cuidado y dilicumplimiento y ejecucion de las cédulas y pro

gencia en su cumplimiento y ejecucion, pues visiones, salvo siendo el negocio de calidad, que

tanto conviene a nuestro real servicio. - ( Véade su cumplimiento se seguiria escándalo cono

se ley 160, tit. 15). cido, ó daño irreparable, que en tal caso per

LEY XXIX. mitimos, que habiendo lugar de derecho, su De 1635. - Que las cédulas enviadas á vireyes

y presidentes se pongan en los archivos y li cédulas, ordeuanzas ó instrucciones, las pidan a bros de las audiencias.

los presidentes y oidores de las audiencias del Ordenamos y mandamos á los vireyes y pre- distrito , los cuales les envien traslados de ellas sidentes, que hagan poner y pongan en los archi- autorizados, y los cabildos nos avisen de las vos todas las cédulas y otros cualesquier despa- que conviviere enviar originalmente. chos, que por nos se les hubierer enviado , ó á

LEY XXXII. sus antecesores, y enviaren de aquí en adelante en libro aparte, para que nuestros fiscales pidav | De 1548, 63 y 96. Que se guarden las ordesu cumplimiento, y los demas efectos que con nanzas de las ciudades y poblaciones por tiemvengan.

po de dos años, y se pida confirmacion de LEY XXX.

ellas en el consejo.

Las audiencias reales vean y examinen las orDe 1540 y 1600.- Que se dén copias autorizu

denanzas que hicieren las ciudades, villas y podas de las cédulas y provisiones de gobierno

blaciones de provincia para su buen gobierno, á lus ciudades, villas y lugares, y de las or

y hallando que son justas y que se deben guardenanzas de audiencias.

dar, las hagan cumplir y ejecutar por tiempo Mandamos , que de todas nuestras cédulas y de dos años , y las remitap á nuestru real conseprovisiones despachadas y que se despacharen, jo de Indias, para que en cuanto a su confirmay de las provisiones de nuestros vireyes y pre cion provea lo que convenga.-( V. ley 17, tisidentes gobernadores, que tocaren al gobierno tulo 3, lib 4). y bien de las ciudades , pareciendo a las audien

LBY XXXII. cias, que son comunes a toda la tierra, hagan sacar copias autorizadas y signadas en pública De 1561 y 70.- Que se ejecuten lus ordenunzus forma, y las dar y entregar á las ciudades , vi confirmadas ó hechas por los vireyes , sin emllas y lugares de sus distritos que las pidieren, bargo de apelacion, hasta la revista. pagando los derechos que justamente deben á Porque las ciudades, villas y lugares de las los escribanos, para que las pongan en los ar Indias presentan algunas veces sus ordenanzas chivos y libros de cabildo, y lo mismo se guar ante nuestros vireyes , los cuales las confirman, de en las ordenanzas de las audiencias, para y otras veces las hacen de nuevo en materias de que se sepa y guarde lo que contienen.

gobierno: mandamos, que si se apelare de ellas LEY XXXI.

para las audiencias reales donde los vireyes pre

sidieren, se guarden, cumplan y ejecuten hasDe 1530 y 48. —Que los cabildos y regimientos

ta que por justicia se vean y determine en relengan archivos de cédulas y escrituras, y es

vista por las audiencias lo que se debe hacer , y ten las llaves en poder de las personas que se

despues se ejecute lo proveido por la ley antedeclaru.

cedente. Ordenamos y mandamos a los cabildos y re

LEY XXXIV. gimientos de las ciudades y villas, que hagan recojer todas las cédulas y provisiones por los De 1619. Que los vireyes , audiencius, prelaseñores reyes nuestros antecesores, y por Nos

dos y cabildos envien al consejo las orilenandarlas en beneficio y privilegio de sus comuni zus y autos de gobierno, que tuvieren y fueren dades, y las demas escrituras y papeles que

haciendo. convengan, y hecho el inventario de ellas las Para que en todo se provea lo que mas conpongan en un archivo ó arca de tres llaves, que venga al servicio de Dios nuestro Señor , bien la una tenga un alcalde ordinario por el año que de la causa pública, y conservacion de las 1:1 ha de servir su oficio , otra un regidor y otra el dias, mandamos á nuestros vireyes, presidentes escribano del cabildo ó ayuntamiento, donde y oidores, que con intervencion de los fiscales estén en buena forma, y un traslado del inverta- hagan sacar traslado de todas las ordenanzas, y rio esté fuera del archivo, para que facilmente demas autos y acuerdos con que se gobernaren y se pueda saber lo que contiene; y no pudiendo. tuvieren proveidos para la conservacion de la se hallar en la provincia algunas provisiones, tierra y administracion de la justicia , y nos le

envien autorizado y en forma que haga fé; y LEY XXXVII de 1592.- Que en el Perú se guar. siempre que deterninaren en el acuerdo algun den las ordenanzas del virey don Francisco auto tocante al gobierno público, sobre mate de Toledo. rias que hagan regla, ó se dé órden para lo veni

LEY XXXVIII. dero, nos avisen de ello con los motivos en que se hubieren fundado. Y rogamos y encargamos á

De 1613.- Que los vireyes , audiencias y gober

nadores avisen al consejo de Indias de lo que los arzobispos y obispos, que de todo lo que en esta razon estuviere proveido por ellos, y los pre

por otros consejos se les escribiere. lados de sus iglesias sus antecesores, y por los Mandamos á los vireyes, presidentes, y aucabildos, y lo que adelante proveyeren, nos diencias y gobernadores, que sucediendo algun envien copias auténticas y legalizadas, para que caso en que por otro consejo que no sea el nuesvisto todo por los de nuestro consejo , se tenga tro de las Iodias, se les escribiere sobre cualla noticia necesaria del estado de cada cosa, avi. quier cosa ó materia, pos avisen de la corresponsándonos juntamente los unos y los otros si se

dencia que tuvieren, advirtiendo, que en la susha usado y usa de las dichas ordenanzas, acuer

lancia ni ei modo de ella los demas consejos no dos , constituciones, autos y decretos; y si de adquieran ninguna jurisdiccion, y cumplan coalgunos resulta perjuicio a nuestro patronazgo mo deben la obligacion que tienen de guardar real, ó á otra materia pública.

las leyes y ordenanzas de las Indias. LEY XXXV.

LEY XXXIX. De 1633. — Que las cedulas despachadas para

De 1614, 26 y 45.- Que no se cumplu cédulu el gobierno de cada provincia se asienten en

ni despacho de otro consejo que no fuere pasa. los libros del estado eclesiástico y secular, cu do por el de Indias , y lo mismo se ejecute con da uno por lo que le toca.

los despachos de visitadores de las órdenes mi

litares; y en cuanto á provisiones para inforTodas nuestras cédulas dadas y que se dieren para las provincias de las indias en materias de

maciones no se haga novedad por ahora. gobierno eclesiastico ó secular, dirigidas a los Mandamos á los vireyes, presidentes y oido -obispos y cabildos eclesiasticos, ó a las justi- res, gobernadores y justicias de las Indias, que cias y gobernadores, cabildos seculares y ofi-obedezcan y no cumplan las cédulas , provisiociales de nuestra real hacienda, se asienten y nes y otros cualesquier despachos dados por escriban en los libros de cabildo de las catedra nuestros reales consejos , si no fueren pasados les y cabezas de gobierno secular , cada uno por por el de las lodias , y despachada por él nueslo que le tocare, y las autoricen en pública for: tra real cédula de cumplimiento, y de ninguna ma y manera que hagan fé , y las originales se forma permitan, que se use de comisiones dadas guarded cor todo cuidado.

y que se dieren por el consejo de las Ordenes

para visitar los comendadores, caballeros y fraiLEY XXXVI.

les de ellas, sin preceder este despacho, y las De 1574.- Que al principio del año hagan leer recojan y remitan originales a questro consejo los gobernadores lus ordenanzas.

de Indias, y constando que los visitadores huMandanos, que los gobernadores de nuestras bieren pasado a aquellas provincias sin licencia Indias y sus tenientes hagan leer las ordenanzas nuestra, despachada por el dicho consejo de Inen sus gobernaciones por lo menos una vez al dias, los hagan venir luego á estos reinos, y no los principio de cada año, y asistan los susodichos consientan en ellas. Y en lo que toca á las proviy los demas ministros de la república , y los es siones para informaciones de hábitos, por ahora cribanos y procuradores, para que sepad y en

no hagan novedad hasta que tengan otra orden. tiendan lo que está ordenado y proveido para

LEY XL. su buen gobierno y administracion de justicia, y que se guarde y cumpla , y los escribanos de

De 1626. — Que no se guarden en lus Indias las gobernacion las lean y pongan por auto en for

pragmáticas de estos reinos, que no estuvieren ma que haga fé, de que así se ha ejecutado.

pusadas por el consejo.
Otrosi, mandamos á los vireyes, presiden-

tes, audiencias, gobernadores y otras cuales dias : leyes 12, 13, 15, 24, 25 y 66, tit, 2, de este quier justicias de todas nuestras Indias, Islas y libro. Tierra-Firme del mar Occéano, que no permi- Que las provisiones de justicia para estos reinos tan se ejecute ninguna pragmática de las que se no las firme el rey; y para las Indius vayan promulgaren en estos reinos, si por especial firmadus como las de gracia y gobierno, ley cédula nuestra , despachada por el consejo de 23, tit. 6. Indias no se mandare guardar en aquellas pro- Que los contadores tomen la razon de las mervincias.

cedes en hacienda real, y en las cédulas se LEY XLI.

ponga por cláusula especial, ley 22 tit. 11.

Las órdenes y cédulas generales se envien por De 1649.- Que los vireyes, gobernadores y ofi mano de los vireyes, no habiendo inconvenien

ciales reales, arzobispos , obispos , deanes y te, y cuundo por algunu causa no se pudiere cabildos eclesiásticos sede vacantes, envien con hacer, se envie á los vireyes copia de lo que se sus curtas copias de las cédulus y ordenanzas ordenare; pero esto no se entienda de las auque hubiere sobre las materias y negocios en diencius pretoriales, auto 30. que escribieren al Rey.

a LEYES ESPECIALES. Ordenes por las

En nuestro consejo real de las Indias se ha conocido, que en muchas cartas escritas á Nos cuales se declara un régimen escepcional para por los vireyes , presidentes , gobernadores, las provincias de ultramar. arzobispos, obispos y oficiales de nuestra real hacienda cu materias eclesiásticas, seculares, de Decreto de las cortes de 18 de abril de 1837. gobierno , gracia, guerra y hacienda de su cargo, al principio, ó en su discurso alegan, que « No siendo posible aplicar la constitucion lo que refieren está dispuesto por ordenanzas que se adopte para la Peninsula é islas adyaceny cédulas reales , y en unas no citan las fechas tes a las provincias ultramarinas de América y de ellas, y en otras lo hacen con tanta incerti Asia, serán estas regidas y administradas por dumbre , que cuando se piden por el consejo ó leyes especiales análogas á su respectiva situajunta de guerra de Indias , sucede muy de or cion y circunstancias , y propias para hacer su dinario no hallarse por este defecto , ó por fal- felicidad: en su consecuencia no tomarán asicn. tar algunos libros antiguos, con que se dilata to en las cortes actuales diputados por las esmucho el espediente de los negocios. Y para que presadas provincias. » se pueda tomar con entero conocimiento de causa , y la brevedad que conviene a nuestro Constitucion reformada de la monarquia espareal servicio y causa pública , mandamos á los ñolu de 23 de mayo de 1845, cuyo articulo vireyes, presidentes, gobernadores y oficiales adicional 80 sanciona el mismo principio de de nuestra real hacienda, y rogamos y encarga leyes especiales. mos á los arzobispos, obispos, y á los venerables deanes y cabildos sede-vacantes , que cada « Doña Isabel II por la gracia de Dios y de la uno por

lo

que le toca , demas de citar puntual Constitucion de la monarquia española , Reina y ajustadamente en sus cartas las cédulas y or de las Españas; á todos los que las presentes denanzas que hubiere en razon de lo que nos es vieren y entendieren, sabed: Que siendo nuescribieren, envien juntamente con ellas copias tra voluntad y la de las Cortes del reino reguauténticas de las dichas cédulas y ordenanzas, larizar y poner en consonancia con las necesipara que con esto se pueda tomar mas breve y dades actuales del estado los antiguos fueros y acerta la resolucion, y asi se guarde, si el pun- libertades de estos reinos, y la intervencion que to no cstuviere decidido por las leyes de este sus Córtes han tenido en todos tiempos en los libro.

negocios graves de la monarquia, modifican

do al efecto la Constitucion promulgada en 18 Requisitos para la formacion de leyes, pro de junio de 1837, hemos venido, en union y puesta, y ejecucion por parte del consejo de In de acuerdo con las Cortes actualmente reu

« AnteriorContinuar »