Imágenes de páginas
PDF
EPUB

moros no fue mucho menor. El Rey, todavía temeroso todos sus estados á los templarios y á los hospitalarios de mayor peligro, se partió a la raya de Castilla para y tambien a los que guardaban el santo sepulcro de Jejuntar nuevas gentes en Soria y su comarca. Con esta rusalem, para que aquellas tres órdenes de caballería traza y socorro corrió los campos de los enemigos, sin los reparliesen entre si, ejemplo de liberalidad, murmuparar hasta dar vista á Monzon. Iba en pos de los de rada mucho de los presentes, y de que no menos se mamás no muy lejos el mismo Rey con una compañía de ravillaron los de adelante. Era tan grande el deseo quo trecientos de á caballo. Este escuadron encontró acaso todos tenian de ayudar a la guerra que se hacia en la con un gran número de la caballería enemiga , que le Tierra-Santa para que se conservase y aumentase lo garodeó por todas partes. El Rey, visto el peligro en que nado, que á porsia varones y mujeres , principes y parse hallaba , con pocas palabras que dijo animó a los su- ticulares, daban para este efecto pueblos, castillos, heyos a hacer el deber. « Que se acordasen que eran cris redades. Remata el dicho testamento con graves malditianos, y con su acostumbrado esfuerzo acometiesen á ciones que eelia contra los que intentasen innovar algo los enemigos; que el atrevimiento les serviria de repa en lo que dejaba mandado. Pero sin embargo, los araro, y en el miedo estaria su perdicion. Con el hierro, goneses y navarros se juntaron en Borgia, puesta a la dice, y con la fortaleza saldréis deste aprieto, no pon raya de Navarra, para nombrar rey. Era señor de aquella gais en al vuestra esperanza; y si á vuestra valentia la ciudad, por merced del Rey muerto, don Pedro de Alafortuna no ayudare, y Dios que lo puede todo y acorre rés, varon muy ilustre, y como algunos sospechan mas a los suyos en semejantes aprielos, procurad á lo me que prueban, decendia de la cosa real. Sus partes sin nos de vender caras vuestras vidas, y no hagais con ren duda eran muy aventajadas y muy grande la voluntad diros afrenta á vuestro valor y fama; antes con las ar que el pueblo le tenia. Parecia que sin contradiccion mas en las manos y con el esfuerzo que conviene mo te alzarian por rey, y fuera así si no se desabriera, con rid como buenos si fuere necesario.» Vinose luego á las la soberbia y arrogancia de que comenzó á usar, gran manos. Los fieles, conforme al aprieto en que estaban, parte de los señores y ricos hombres. El apresurarse peleaban valientemente. El Rey andaba entre los pri es á muchos ocasion de perder lo que tenian en la mameros; señalábase por su esfuerzo, por la sobreveste y no. Los varones prudentes consideraban cuál seria,bielucidas armas que llevaba ; así, los golpes y tiros de los cho rey, el que siendo particular era intolerable. Atimoros se enderezaban contra él. Diéronle ianta priesa, zaba a los demás en esta razon un hombre muy noble y que en fin le mataron. Los demás, perdido su caudillo, de grande ingenio, por nombre Pedro Tizon, cuya auparte como buenos murieron en la demanda, parte se toridad y consejos como siguiesen los otros y en este pasalvaron por los pies. Desta manera pasó aquel encuen recer se conformasen, sin concluir se partieron de las tro tan desgraciado , si bien de la muerte del Rey se le Cortes. Los navarros aborrecian el señorío de los aravantaron despues diversos rumores. El vulgo en casos goneses, y juzgaban que siempre á los despojados fué lisemejantes suele trovar y inventar 'varias consejas; los cito recobrar de los tiranos o de sus sucesores lo que unos de buena gana creen lo que desean, los otros á lo injustamente les lomaron. Por esto hicieron sus juntas que oyen añadea siempre algo para que las nuevas sean aparte, y á persuasion de Sancho Rosa, obispo de Pammas alegres o menos pesadas. Algunos decian que can plona, alzaron por su rey á don García, que venia de sus sado de vivir, perdida aquella batalla, se sué á Jerusa antiguos reyes, ca era hijo de don Ramiro, nieto del lem; otros eseribieron que el cuerpo, comprado por di rey don Sancho, que dijimos fué muerto por su herneros, fué sepultado en el monasterio de Montaragon. mano don Ramon. Así, por voto comun de la gente fué -El mas acertado parecer, que cayó en aquel desastre nombrado por rey en Pamplona. Al contrario, los arapor poner las manos con codicia en los tesoros de las

goneses en Monzon, do se juntaron, declararon por iglesias, dado que el arzobispo don Rodrigo y las his rey á don Ramiro, hermano del Rey muerto, aunque torias de Aragon alaban á este Rey de religioso, pio y monje y de abad de Sahagun, electo obispo primero de manso. Lo que yo entiendo, y tiene mas probabilidad, Búrgos, despues de Pamplona, y últimamente de Roda es que su cuerpo no se pudo hallar por ser grande el y Barbastro. La corona que le dieron on Huesca junto número de los muertos, y que esta fué la causa de las con la cogulla, y con la mitra la púrpura real, cosa en varias opiniones que resultaron. Lo cierto que aquella todo tiempo de grande maravilla. Conformáronse en desgracia sucedió cerca del lugar de Sariñena, á 7 de ésle acuerdo, á lo que sospecho , por no poderlo excusetiembre del año que se contó 1134. Fué este Principe sar, no solo por ser el mas cercano en deudo á que el gran capitun, en ánimo, valor, fortaleza sin par, gran pueblo se inclinaba , sino por evitar la guerra que amegloria y honra de España, Trabó batalla con sus enemi nazaba si contrastaran al que desque supo la muerte de gos por veinte y nueve veces, como lo afirma un autor su hermano se llamó luego rey. Hay escritura y insantiguo, y las mas salió vencedor; reinó por espacio trumento original en que se halla que luego por el mes de treinta años. Otorgó su testamento tres años antes de de octubre se llama rey y sacerdote , su data en Barsu muerte en sazon que tenia sitio sobre Bayona de bastro. No pararon en esto las aficiones del pueblo; Francia, que dicen nuestras historias la tomó, y que inagüer que era de mucha edad, tanto, que mas de cuaen aquel cerco el conde don Pedro de Lara bizo campo renta años eran pasados despues que tomó el hábito en con Alonso Jordan, conde de Tolosa, y que el de Lara el monasterio de Tomer, le forzaron para tener sucequedó allí muerlo. Aquel testamento fue muy notable sion á casarse con dispensacion, como se debe creer y y que dió mucho que decir, y aun ocasion å muchas lo dicen autores , del romano pontífice Inocencio ll. revueltas y debates. Hizo en el mandas de muchos puen De donde resultó otra maravilla , seruno mismo monje, blos y castillos á los templos y monasterios de casi toda sacerdote , obispo , casado y rey. Casó con doña Inés, España; porque no tenia hijos dejó por herederos de hermana de Guillen, conde de Potiers y de Guiena, el

cual dos años adelante murió en Santiago de Galicia, extraños, que todos estaban á su devocion. Con tantas do vino por su devocion en romería. Su hija mayor, por ayudas que de todas partes acudian, el Rey, concluido nombre Leonor, casó por mandado de su padre con lo de la Rioja y Vizcaya, revolvió luego sobre, Aragon Luis, rey de Francia, llamado el mas Mozo. Desta se con tanto denuedo y presteza, que el próximo mes de ñora despues de tener dos hijas se apartó por decreto diciembre estaba apoderado de todo lo que de aquel del papa Eugenio III, á causa que cran parientes. Hecho reino está desta parte de Ebro. El rey don Ramiro no este divorcio, caso de nuevo el Francés con doña Isa se hallaba apercebido para contraslar á tan grande pobel, hija de don Alonso el Seteno, emperador y rey de der, y no menos se recelaba de sus pocas fuerzas que Castilla. Doña Leonor casó con Enrique, duque de An de las voluntades de algunos de sus vasallos. Acordó jou' y Normandía, que adelante fué rey de Ingalaterra, retirarse á lo de Sobrarve para con la fragura y maleza y juntó lo de Potiers y Guiena 6 Aquitania con aquel de aquellos lugares entretenerse y esperar mejores temreino; ocasion de que resultaron largas y crueles guer- porales o que se viniese á concierto, á que él mucho ras que se hicieron aquellas dos naciones, para toda la se inclinaba, á tal que fuese honesto y tolerable. AnFrancia perjudiciales, feas y malas para toda la cris daba de por medio para concertar estas diferencias tiandad.

Oldegario, arzobispo de Tarragona, persona de gran

des prendas y mucha autoridad. El trabajo era grande, CAPITULO XVI.

pequeña la esperanza de hacer efecto, por las grandes De nuevas guerras que hobo en España entre los principes dificultades que se ofrecian, y la mayor, que ninguno cristianos.

se contentaba con la parte por la codicia y esperanza Por la eleccion de los reyes don García y don Ramiro que tenia de salir con el todo. El de Navarra, resuelto resultaron grandes alteraciones, levantóse cruel tor de concertarse y tomar algun asiento por lo que le tomenta de guerras, y los reinos de Navarra y Aragon, caba, sobre seguro vino á Castilla. En una junta y Corcomo la nave en el mar alterado, cuando mayor nece tes muy grandes que se tuvieron en la ciudad de Leon, sidad tenian de piloto y gobernalle, entonces se halla se hallaron presentes el rey don Alonso de Castilla, doban mas desamparados y faltos de toda ayuda, á causa ña Berenguela, su mujer, y doña Sapcha, su hermana, de las pocas fuerzas que tenia don García y por la mu y el mismo don García, rey de Navarra, sin otros grancla edad y vejez de don Ramiro. El rey de Castilla pre des señores y personas de cuenta. En estas Cortes se tendia y, publicaba que el uno y el otro reino pertene- | acordó que el de Castilla tomase título y armas de emcian á su corona. El derecho que para esto alegaba se perador. Parecíales pues tenia por sujetos y feudatatomaba de su tercer abuelo don Sancho, rey de Na- | rios los aragoneses, los navarros, los catalanes con varra, por sobrenombre el Mayor; pretension no muy parte de la Francia, que bien le cuadraba aquella cofuera de camino, que las órdenes militares, á las cuales rona y majestad. Coronóle el arzobispo de Toledo. Tedon Alonso, rey de Aragon, nombró por sus herederos, nia á manderecha al rey de Navarra, y al otro lado el de todos eran excluidas, pues no era razon ni confor obispo de Leon, llamado Arriano. Dió su consentime á las leyes que alguno subiese á-la cumbre del rei miento el Papa, segun que lo testifican nuestras histono que no fuese de la alcuña y sangre de los reyes an rias, es á saber , Inocencio II, que en aquella sazon letiguos. Estas razones y otras semejantes ventilaban los via el gobierno de la Iglesia, dado que apenas se puede legistas'en sus rincones y por las plazas; los mejores y creer quisiese hacer tan grande befa á Alemaña; si ya mas fuertes derechos de reinar, que son de ordinario no fué que con nombrar nuevo emperador en España las fuerzas y poder, estaban claramente por el de Cas quiso castigar y satisfacerse de las insolencias y desa. tilla, sin que le faltasen aficionados en el un reino y en acatos muy grandes y ordinarios de aquellos.emperael otro en tiempo tan revuelto y tanta diversidad de dores. Hízose este auto tan solemne en Santa María de pareceres. Pues porque no pareciese faltaba á la oca Leon, el mismo dia de la Pascua de Espíritu Santo del sion, con todas sus gentes rompió por la Rioja, y por año de 1135, como lo testifica un escritor de aquel aquella parte se apoderó de las plazas y castillos que tiempo y se entiende por los actos de aquellas Cortes. don Alonso, su padrastro, desde Villorado hasta Cala Despues desto, el nuevo Emperador se torno á coronar horra, primero por fuerza, y despues por virtud del en Toledo, bien que no se sabe en qué dia ni año. Desasiento que últimamente tomaron, le tenia usurpados; tas dos coronaciones resultó, á lo que se entiende, la estos fueron las ciudades de Najara y Logroño, Arnedo diversidad de opiniones y que unos escribiesen que se y Viguera, sin otros lugares de menor cuantía. Demás coronó en Toledo, otros que en Leon. En los archivos desto, en Vizcaya y en aquella parte que se llama Ala de Toledo hay un privilégio que concedió el rey don va .puso sitio sobre Victoria, que le defendieron va Alonso á esta ciudad; allí dice que tomó la primera colientemente los naturales de manera, que no la pudo en rona del imperio en Leon, palabras de que con razon trar, si bien alrededor della se apoderó de otros pue se suca que á imitacion de los emperadores de Alemablos. Con esto el rio Ebro quedó desta vez por raya en ña, que se coronan por tres veces, quiso el nuevo Emtre los dos reinos de Castilla y de Navarra. Grande era la perador coronarse primera y segunda vez en diversas alteracion de las cosas; muchos, así señores seglaresco- partes. Autor de aquel tiempo dice que se coronó tres mo obispos, seguian el campo del Rey; en este número veces; la primera en Toledo, dia de Navidad; la segunse contabau Bernardo, obispo de Sigüenza; Sancho, de da en Leon, y que la corona de oro la tomó en ComNajara; Beltran, de Osma. Ayudaban otrosi con sus postella; todo á imitacion de los emperadores de Alegentes don Ramon, conde de Barcelona; Armengol, maña. Lo cierto es que si bien algunos otros reyes de conde de Urgel; Alonso Jordan, de Tolosa; Rogerio, de España acometieron antes deste tiempo á tomar apeFox; Miro, de Pallas, sin otro gran número de señores llido de emperador, esle Príncipe, entre todos ellos,

que escribe al mismo papa Inocencio tie, usa deste prepina tada, inai pecado, toda esperanza de conciertos de nues

del reino Huesca, el año 1136. La voz era

conserva este sobrenombre, que vulgarmente le llama cal y Biozal con otros lugares comarcanos, dado que mos don Alonso el Emperador. Asimismo se tiene por caian en la parte que adjudicaban a los aragoneses, cosa averiguada que la ciudad de Toledo desde este quedaron en poder de don García por todo el tiempo tiempo comenzó á usar de las armas que hoy tiene, de su vida; que tendria empero todo su reino y estado que es un emperador asentado en su trono con vesti como sujeto y feudatario de Aragon, que era lo mismo dura rozagante, el globo del mundo en la mano sinies que tenia concertado y prometido al de Castilla; tan tra, y en la derecha una espada desnuda. Antes desto poca firmeza tenia lo que por estos tiempos se concer tenia dos estrellas por armas, y despues un leon rapan taba. Para que todo esto fuese mas firme se juntaron te. Comenzóse otrosi á llamar ciudad imperial, como los dos reyes en Pamplona. Con esto parecia que las se tiene comunmente por tradicion; demás que del rey cosas se encaminarian como se deseaba, cuando un don Juan el Segundo hay una escritura ó cédula real caso no pensado lo desbarató todo. Iñigo Aivar, quier en que le da ese apellido. San Bernardo en una carta por ser así verdad, quier porque le pesaba de las paces, que escribe á la infanta doña Sancha la llama hermana avisó al rey don Ramiro que los navarros trataban de del emperador de España. Fué esta señora muy pia; secreto de matalle. Como el Rey diese crédito al remurió sin casarse; llamábase Reina porque su hermano porte, disfrazado y de noche se salió de Pamplona, sin le dió este apellido desde el principio de su reinado. parar hasta llegar al monasterio de San Salvador de

Pedro, carta Leire; de allí se partió mas ofendido que vino, y quicipio : «El emperador de España, gran príncipe del vo volvieron á rompimiento. Don Ramiro por su edad, »pueblo cristiano, devoto hijo de vuestra majestad, etc.) no solo de los principes, sino tambien del pueblo, pareRuégale en aquella carta venga en que el obispo de Sa ce era menospreciado en tanto grado, que vulgarmente lamanca se traslade á Santiago de Galicia y que con le llamaban el rey Cogulla, y le ponian otros nombres de descienda en esto con el deseo del clero y pueblo de desprecio. Es el vulgo una bestia indómita, y que ni aquella ciudad que lo pedia. Este obispo era Berenga con beneficios ni por miedo enfrena las lenguas. A ejemrio, que cuatro años adelante, por muerte de don Diego plo pues de Periandro, tirano de Corinto, y de Tarquinio, , Gelmirez, fué elegido en segundo arzobispo de la igle último rey de los romanos, se dice acometió una bazasia de Santiago. Volvamos al Emperador. Luego que na digna de memoria para la posteridad, pero cruel y tomó aquel titulo, nombró a sus hijos por reyes; á don fea para una persona consagrada. Llamó á Cortés los Sancho, el hijo mayor, señaló el reino de Castilla, y á don Fernando, el menor, el de Leon, con que dejó di- que queria allí tratar negocios muy graves. Acudieron vididos sus estados; resolucion poco acertada, que á su llamado muchos, de los cuales hizo luego matar siempre se tachará, y sin embargo, se usará muchas ve- quince señores, que parecian serle mas contrarios, los ces por tener los padres mas cuenta con la comodidad cinco de la casa de Luna, los demás de la principal node sus hijos que del bien comun. No se descuidaban los bleza del reino, cuyos nombres no me pareció era neprelados y señores que tomaran la mano en concertar cesario relatarlos en particular. El abad del monasterio las diferencias susodichas de apretar y llevar adelante de Tomer, con quien comunicó todo esto, refieren le estas práticas. Lo de Aragon aun no estaba sazonado; dió este consejo, ca preguntado por los embajadores concertaron despues de mucho trabajo que los reyes que el Rey le despacho en esta razon, lo que debia hadon Alonso y don García se juntasen de nuevo para tra cer en tan grande revuelta como la en que las cosas antar de sus haciendas en el lugar de Paradilla, puesto á daban, en presencia dellos con una hoz derribó lo mas la ribera del rio Ebro. Allí se vieron el dia señalado, alto de las coles que en su huerta plantara, sin dar otra que fué á 27 de setiembre. Hallóse presente la reina respuesta mas que esta, que fué avisalle de lo que hizo. doña Berenguela, ya emperatriz. Concertóse la paz con Loque se dice de don Ramiro y de su atamiento y poca esta condicion : Que por don García quedase el reino maña no parece creible; que era tan para poco y de tan de Navarra y demás del todo lo que el Emperador te poca habilidad, que en la guerra, por llevar el escudo nia conquistado del reino de Aragon, á tal que tuviese embrazado en la izquierda y en la derecha la lanza, retodo su estado como feudatario y moviente de Castilla. gia el caballo y las riendas con los dientes; parece fáDemás desto, se asentó que los dos juntasen sus fuer bula sin propósito. Lo que consta es que fué tenido por -zas contra don Ramiro para quitalle el reino que tenia hombre poco á propósito para el gobierno, y de menos á tuerto usurpado, como ellos decian. Con este con valor que pedia peso tan grande ; de que se tomó ocacierto los aragoneses y navarros quedaron revueltos sion para tramar estas consejas. Por conclusion, como entre sí, y se hicieron graves daños. Acudieron á ata ni á sí mismo satisficiese ni á los olros, enfadado del jar estas diferencias los señoresy obispos de aquellas dos gobierno, determinado de dejarle, porque ya tenia una naciones. Acordaron se pombrasen tres jueces por ca hija, que se llamó doña Petronila, en aquellas Cortes de da una de las partes para componer estos debates. Jun Huesca dió intencion de lo que pretendia hacer, y táronse en una aldea llamada Vadoluengo, por Aragon, amonestó á los presentes que pospuesto todo lo al, dedon Cajal y Ferriz de Huesca y don Pedro de Atarés; bian con mucha instancia procurar la amistad del empor Navarra, don Ladron, don Guillen Aznar y don Ji perador don Alonso, sin hacer mencion alguna de venmeno Aznar. Concertaron que se dejasen las armas; gar las injurias de los navarros, quier fuese por deseo que los términos de Aragon y Navarra fuesen los mis de la paz, quier por haberse ellos purgado bastantemos que el rey don Sancho el Mayor dejó señalados, mente de lo que les levantaron, haber puesto asechanes á saber, los rios Sarazaso, Ida y Aragon hasta que zas á su vida. Don Ramon, conde de Barcelona, fué el mezclan sus aguas con las de Ebro. Lo de Valderron que principalmente se puso do por medio para concer

tar las diferencias entre Castilla y Aragon, como per por ningunas y de ningun valor, mayormente aquellas sona que tenia grandes alianzas con el un principe y que se impetraron despues que aquel Rey tomó por con el otro, demás que le dieron intencion, por medio yerno al conde de Barcelona. En lo tocante a Navarra de don Cajal, hombre principal, de casarle con la in se determinó que los linderos de los dos reinos fuesen fanta doña Petronila y hacerle rey de Aragon. A la ri los que se señalaron en Pamplona y en Vadoluengo en bera de Ebro, tres leguas arriba de Zaragoza, está Ala la confederacion que allí se hizo. Don Ramon, luego gon; esle pueblo señalaron para que los dos reyes se que se encargó del gobierno de aquel reino y dió asienviesen. Acudieron el dia señalado, que fué á 24 del to en las cosas dél, se fué á ver con el emperador don mes de agosto. Acordose que la ciudad de Zaragoza Alonso; con él en Carrion, pueblo de Castilla la Vieja, fuese restituida al señorío de Aragon; quedaron por traló de reformar las condiciones de la paz que poco Castilla Calatayud y Alagon, con los demás pueblos que antes entre Castilla y Aragon se asentaron. Hizo grans están desta parte de Ebro. Para mayor seguridad deste de efecto su venida; otorgáronle que todas las tierras concierto el rey don Ramiro dió su hija en rehenes, de Aragon que están desta parte del rio Ebro queda, dado que no se pudo alcanzar casase con don Sancho, sen por aquellos reyes como antes fas tenian, mas que hijo mayor del Emperador, por estar prometida al con por ellas fuesen feudatarios de Castilla. Con esto, por de de Barcelona, que les venia mas á cuenta, por ser el mes próximo de octubre, don Ramon hizo su entragran señor y caerles lo de Cataluña muy cerca. Ade- da en Zaragoza; fueron grandes los regocijos y el aplau. más, que se entendia alcanzaria del Emperador todo lo so del pueblo, que le llamaba padre de la patria, autor que quisiese por el estrecho deudo y amistad que con de la paz y felicidad del reino. Dió asiento en las cosas él tenia. En todo esto, no solo no se hizo caso de la de aquella ciudad y de todo lo demás, con que fundó confederacion que por entrambas partes tenian puesta el sosiego tan deseado de todos. En acabar todas estas con el rey de Navarra; antes uno de los principales ca cosas se señaló muclio Guillen Ramon, senescal de Capítulos desta nueva arenencia sué que juntarian las ar taluña, que era lo que ahora llamamos mayordomo maa mas de Castilla y Aragon para hacer la guerra al Na yor; y como tal tenia gran cabida y privanza con el varro; mas él, avisado de lo que pasaba, se apercebia rey don Ramiro. Por sus servicios el conde de Barcede todo lo necesario: principe de gran corazon y brio, lona le hizo merced en Cataluña de la villa de Moncapues contra las armas de los dos reyes tan poderosos, da, principio de donde como de tronco salió y se fundó se atrevió, no solo a mantenerse en su reino, sino á pro en aquella provincia la muy noble casa y linaje de los curar de ensanchallo. Casó con doña Mergelina 6 Mar Moncadas. garita, hija de Rotron, conde de Alperche, y con ella hobo en dote la ciudad de Tudela. Los privilegios y es

CAPITULO XVII. crituras de aquel tiempo rezan que reinaba en Pamplo

Que don Alonso, principe de Portugal, se llamó rey. na, en Najara, en Alava, en Vizcaya y Guipúzcoa. Ayudáronle mucho los franceses con sus fuerzas, porque

De la alteracion ajena tomaron los portugueses ocaLuis, rey de Francia, tuvo por cosa honrosa tomar de sion de aumentar su señorío y ganar mayor renombre. bajo su amparo y fuvorecer este nuevo y flaco Rey, Don Alonso, quién dice infante ó príncipe, quién duayuda con que el Navarro prevaleció, si bien, segun lo que de Portugal, por ser , coino era , no menos ilustre en tenian concertado, sin dilacion de todas partes sus con la guerra que en la paz , no cesaba de ennoblecer sut trarios acudieron á las armas. Los campos de Castilla estado, acrecentalle y hermosealle de todas las maneras y de Navarra se asentaron cerca de los pueblos Gallur que podía. En la ciudad de Coimbra fundó el monastey Corles; no se vino á batalla por rehusar los unos y rio de Santa Cruz, obra muy principal, que escogió los otros de ponerse á seinejante peligro. Esto es mas para su sepultura. Hizole donacion de Leira, pueblo verisímil que lo que se publicó por la sama, es á saber, que por este tiempo se ganó de moros. Principios fueque por reverencia de la Pascua de Resurreccion, que ron estos de grandes cosas, porque el año de nuestra cayó en aquellos dias, dejaron de pelear, Concertose el salvacion de 1139, con muchas gentes que juntó de tocasamiento entre don Ramon, conde de Barcelona, y

do su estado hizo entrada en tierra de moros, y pasado la infanta doña Petronila, á 11 del mes de agosto del el rio Tajo, movió guerra á Ismar, rey moro que tenia mismo año, que se contaba de 1137. Hecho esto, el rey el señorío de aquellas comarcas. En esta jornada antes don Ramiro,

renunciado el cuidado y gobierno del rei que se viniese á las manos falleció Egas Nuñez, ayo no, se recogió en la iglesia de San Pedro de Huesca, del mismo don Alonso, por cuyos consejos hasta entondeseoso de vida mas sosegada. Reservose solamente el ces se conservaron y gobernaron aquel Principe y sus nombre de rey y el poder usar de su autoridad cada cosas. En la ciudad de Portu hay un monasterio de y cuando que quisiese. A los alcaides de los castillos y benitos, llamado vulgarmente de Sosa, fundacion del pueblos de todo el reino envió orden para que hiciesen mismo don Egas, en que se ven las sepulturas deste de nuevo homenaje al conde de Barcelona. Y porque caballero y de sus hijos. La de doña Teresa , su mujer, en aquellas revueltas y alborotos, como es ordinario,

está en el monasterio de Cereceda de la orden del Cislos señores vendieran el servicio que haciun al viejo tel, que asimismo ella fundó á dos leguas de Lamego, Rey lo mas caro que podian, por pueblos y castillos que á lo que yo entiendo el uno y el otro de los despojos de les dió en tan gran número, que divididas las fuerzas la guerra. Ismar, avisado del intento que don Alonso lledel reino y menoscabadas, parecia que al Rey no le vaba, á toda diligencia levantó y alistó gente en su tier-, quedaba mas que la vana sombra de aquel nombre; ra. Acudieronle otros cuatro reyes ó señores moros, se hizo una ley en que todas aquellas donaciones, con que formaron un grueso ejército. Llegaron á vista como gauadas fgera de tiempo, se revocaron y dieron unos de otros cerca de Castroverde, en una llanura que

à la sazon se llamaba Uriquio, y al presente Cabezas de Esta fué aquella batalla tan celebrada con razon por los Reyes, y pareció á propósito para dar la batalla. Riega historiadores portugueses, de las mas memorables que aquellos campos el rio de Palma, Hamado otro tiempo se vieron en aquella era, despues de la cual en breve el Chalibs; por tierra de Beja, do tiene su nacimiento, poder y fuerzas de Portugal se aumentaron en grande lleva poca agua; pero con otros rios que se le juntan, manera. Verdad es que todo lo escurecia y afeaba la poco á poco se engruesa de tal suerte, que cuando lle prision tan larga de su madre. Avisado desto el pontiga al mar y al golfo salaciense, cerca de Alcázar de fice Inocencio II, que todavía lo era por estos tiempos, Sal, tiene hondo bastante para navegarse. Don Alonso, procuró apartalle de aquel propósito y hacer que se vista la muchedumbre de los enemigos, al principio reconciliasen. Con este intento envió desde Roma con estuvo congojado; por una parte se le representaba el muy grandes poderes al obispo de Coimbra, cuyo nomriesgo á que ponia todo su estado, por otra la afrenta bre no se dice. El no cesó de amonestar al Rey que hiy mengua suya y de los suyos, si volvia atrás, mas pe ciese oficio de hijo para con su madre; esquivase la sada que la misma muerte. Venció el deseo de la honra mala voz que corria de aquel hecho; que era cosa de al recato cobarde, en especial que sus soldados dos dias muy mala sonada tenella, no solo despojada de su estaantes que la batalla se diese, que fué á 23 de julio, dia do y dote, sino privada de la libertad, ninguna causa del apóstol Santiago de aquel mismo año, con grande bastante se podia alegar para hacer tan grande injuria resolucion y regocijo, tan animados estaban, en los y tal desacato á la que le engendró. Las orejas del Rey reales dieron al príncipe don Alonso nombre de rey. estaban sordas á estas palabras; tanta vez tiene la inEsto le hizo de todo punto resolverse y probar la suer dignacion concebida contra lo á que obliga la ley natute de la batalla, por no parecer , si la excusaba , que ral. El Obispo, puesto entredicho en aquella su ciudad, amancillaba aquella nueva dignidad y ditado. Llegado se salió de Portugal. Por esta misma causa vino de pues el dia , ordenadas sus haces en guisa de pelear, les Roma cierto cardenal, mas no hizo efecto alguno, anhabló en esta sustancia : «Las palabras, amigos mios, tes forzado por las amenazas del Rey, alzó el entredicho no hacen á los hombres valientes. Los corazones que se que en todo el reino lenia puesto. Era en aquella sazon avivan con el razonamiento del capitan, luego que se vie don Manrique ó Amalarico de Lara muy principal en ne á las manos vuelvená su natural. El esfuerzo de cada riquezas y en nobleza, y por merced de los reyes de cual en el peligro le descubre. El estado en que todos nos Castilla era señor de Molina. Don Alonso, rey de Portuhallamos, bien así como yo, lo veis todos. La muche gal, procuró casarse con una hija deste caballero, que dumbre de los enemigos y el sitio en que estamos no da se llamaba Malfada. Quién hace a doña Malfada hija Jugar para que ninguno pueda volver atrás. Vuestro es ó hermana de Amedeo, conde de Mauriena y de Sabofuerzo, valientes soldados, os servirá de reparo. ¿Qué ya; y aun debe ser lo mas cierto , atento que el arzocosa hay mas torpe que poner en los piés la esperanza bispo don Rodrigo dice que casó con Malfada , hija del quien tiene empuñadas las armas? Qué volver las espal conde de Mauriena. Nacieron deste matrimonio doni das á los que no se atreverán á mirar vuestros rostros y Sancho, doña Urraca y doña Teresa, aquella que cusó denuedo? Afuera el miedo y cobardía. La alegría que veo adelante con Filipe, conde de Flandes. Demás destos en vos da bastante muestra de vuestro esfuerzo y valor. hijos tuvo este Rey otro hijo bastardo, llamado don PeYo determinado estoy de cumplir con lo que debo, sea dro. Hecho los regocijos destas bodas, volvieron los con la muerte, sea con la victoria; lo primero no lo per portugueses á la guerra. Santaren, villa principal de mitirá Dios pi sus santos, lo al en vuestras manos está. aquel reino, está á la ribera de Tajo. Llegaron de imContra esta canalla que tantas veces vencistes al pre proviso los nuestros, y antes de amanecer sin ser sensente habeis de pelear. Los ánimos pues de los enemi tidos la escalaron y echaron della los moros. De los gos y vuestros será como de vencidos á vencedores; el despojos desta guerra fundó aquel Rey el monasterio de ellos bajo, medroso y cobarde, el vuestro alegre y de Alcobaza de monjes bernardos, por voto que hizo denodado. De mí no espereis solamente el gobierno, al pasar por donde está de hacello así, caso que ganasu sino el ejemplo en el pelear. Parad mientes no parezca aquella plaza. Sobre el imperio de Africa contendian me disles el apellido de rey para afrentarme en este con gran porfia Albohali, que era del linaje de los altrance.» Dichas estas palabras, dió señal de acometer, moravides, y Abdelmon de los almohades, nuevo limandó que los estandartes se adelantasen; lo mismo naje y secta que entre los moros se levantaba. Eslas hicieron los enemigos. Trabóse una brava pelea , co diferencias dieron ocasion que los moros de España mo de los que contendian por la honra, por la vida y fuesen por los nuestros maltratados; ála verdad en esla por el imperio de todo Portugal. Ultimamente, la mu sazon mas se conservaban por estar los cristianos ocuchedumbre de los moros fué vencida por la fortaleza pados en guerras civiles que por su mismo esfuerzo, de los cristianos; muchos quedaron muertos, y no po Y aun por este tiempo en algunas partes gozaban los cos presos. Los cinco estandartes de los reyes vinie moros de tanto sosiego, que tenian lugar para darse ron en poder de los vencedores. Principio y ocasion de muy de propósito al estudio de las letras, en especial las armas de que usaron en adelante los reyes de Por en Córdoba, madre que siempre fué de buenos ingetugal, en escudo y campo azul cinco menores escu nios, hobo en esta sazon varones esclarecidos y excedos. Olros dan diversa interpretacion, y pretenden lentes en todo género de filosofía. Avicena fué uno, que significan las cinco plagas de Cristo, hijo de Dios; al cual algunos tienen por hombre principal y hijo de pero no sé si con fundamento bastante. En tiempo de rey, otros pretenden que no fué español, ni jamás don Sancho, segundo deste nombre, rey de Portugal, aportó en España. Averroes fué otro nobilísimo comená las armas antiguas añadieron castillos por orla, no tador de Aristóteles, él mismo dice de sí que escribia siempre en un mismo número, al presente ponen siete. los Comentarios sobre los libros de Coelo de Aristóteles

« AnteriorContinuar »