Imágenes de páginas
PDF
EPUB

lar su interes, y hallar camino de hacer rendir sopa misma á quien esa prohibicion se impone, mas la renta, aunque fuese incomodando al vasa y no ligue jamas las manos de otros juzgados, ni llo: que verificada la incorporacion a la corona sea tampoco un motivo por si sola, para sostener formó las ordenanzas el ensayador mayor, si-competencias de jurisdiccion. >> guiendo en mucha parte la práctica y usos establecidos del tiempo anterior, y aunque reforma ENTRETENIDOS de oficinas. – Articulos dos algunos arts. todavía quedaban correcciones 189 y 190 de la ordenanza de 1803, que les conpor hacer, sobre que se instruia espediente; pero ciernen. que en el interio seguian los ensayes incorpo

ART. 189. randose á la corona, y gobernándose por el reglamento actual con conocidas ventajas para la La esperiencia ha acreditado sin equivocacion hacienda

у el público, pues se nombraba para las consecuencias poco favorables al desempeestos oficios á sugetos de cabal instruccion, prác ño de mi servicio en las oficinas de real hacienlica y aptitud, calificadas con certificaciones, y el da, que se originan por el abuso de que los ofiexamen que procedia del ensayador mayor (1). ciales entretenidos, que se emplean en ellas, no - V. ACUÑACION, tom. 1.o pág. 29.

solo se admitan sin el correspondiente examen

y autorizada calificacion de las cualidades que ENTIERROS.-(V. ARANCEL DE EXEQUIAS: les deben asistir, sino que se les considere en CEMENTERIOS: SEPULTORAS.)

algunas partes con precisa opcion por antigüe

dad á las plazas de número y dotacion de las ENTREDICHO ECLESIASTICO. - (V. mismas oficinas. Y conviniendo establecer soCENSURAS.)

bre ambos puntos una regla general, que con

equidad y justicia precava en lo sucesivo la conENTREDICHOS PRECAUTORIOS. – La tinuacion de unos perjuicios de tanta trascenaudiencia de la Habana, en espediente promo dencia ; declaro, que la facultad de calificar las vido «con motivo de la facilidad con que dife cualidades de los pretendientes al destino de rentes juzgados se prestan a imponer a los pro entretenidos y de resolver su admision, ha de pietarios la prohibicion de enagenar bajo el ser privativa del superintendente delegado en nombre de entredicho precautorio, dando a esta los respectivos a la contaduria de cuentas y a prohibicion demasiada latitud, con lo que se ori. todas las oficinas de la capital ; pues en las de gipan articulos y competencias, y otros perjui su provincia lo será al intendente de ella, igualcios en menoscabo de la buena administracion mente que a los demas en los que soliciten ser de justicia, y á fin de evitar en lo sucesivo los recibidos para las de su capital y distrito de su abusos que hasta aqui se han notado , de confor- intendencia, debiendo preceder que los pretenmidad fiscal acordó en 16 de mayo de 1843: dientes presenten memorial escrito de su puño,

1.o «Que no se decrete esa prohibicion de con documentos que acrediten ser de honrado enagenar, sin que preceda informacion de la deu y decente nacimiento, y de arreglada vida y da, al menos sumaria de testigos, ó de escritura costumbres, para que pidiendo reservadamente auténtica ó vale reconocido.

sobre ello, y su buena ó mala disposicion y ap2.° Que no se haga estensiva la interdiccion titud , informe al gefe ó gefes de la oficina, á á todos los bienes, cuando baste una fraccion de que pretenda ser destinado , ó a algun otro miellos, para dejar asegurados los derechos de nistro si se tuviese por oportuno, examinen el acreedor legitimo.

superintendente ó intendente en su caso, con 3.° Que no produzca efecto fuera de la per vista de todo, si resulta suficiente mérito en el

(1) El ensayador mayor de Méjico, como empleado anejo á sus cajas matrices, disfrutaba el sueldo de 4.000 pesos y su teniente 1.000.

Para la Peninsula ha declaradose recientemente en orden de 28 de enero de 1838, que para ejercer el cargo de ensayador debian los aspirantes sujetarse á pruebas legales, y obtener el correspondiente título. Y por la via de la gobernacioo peniosular en 6 de junio de 1841, respecto de los plateros diamantistas , tasadores de joyas, que habian de ser examinados ad hoc, (V. Quintos.)

interesado para calificarle apto en circunstan- | MONASTERIOS : OBISPADOS ; y en CABILDO cias y buena letra; en cuyo caso decretarán en ECLESIASTICO la division , y ereccion de la igleel mismo espediente su admision, pasándolo á sia catedral de la Habana. la oficina que corresponda, para que tenga esecto y se archive en ella. Y asimismo vengo en ESCALAS DE BUQUES. – Prohibidas por declarar, que los mencionados entretenidos no las leyes 18 y 19, tit. 38, lib. 9, (V. ARRIBADAS) tendrán opcion precisa por antigüedad a las se permitió el hacerlas con un solo registro por plazas de número de las oficioas en que sirvan; los art. 19 y 20 del reglamento del comercio liy que los gefes de ellas en los casos de vacantes bre (tom. 1.° pág. 245), y por las reales órdequedar en libertad, para preferir en sus propues nes espedidas en su corroboracion de 10 de tas á aquellos, que por su mayor aplicacion y mayo de 1804 y 16 de junio de 1806, con caliadelantamiento se hallen mas aptos y proporcio- dad de anotarse la parte de efectos, que se vennados al mejor desempeño de mi real servi- da en cualquier puerto. cio. - (Concordante del 245 de la otra orde Para buques estrangeros se permitieron esnanza.)

presamente las escalas de un puerto á otro de la ART. 190.

Isla en el artículo 14 del reglamento espedido

para su comercio en febrero de 1818 (tom. 2, Cuando algun oficial entretenido , por su ma pág. 349), con la calidad de afianzar los reales la conducta, poca aplicacion , ú otro motivo, le derechos que alli se previno. Aun mas se les perdiese competente para que se le separe ó espela mitió por real orden de 4 de julio de 1824 á la de la oficina, á que haya sido destinado , forma intendencia de la Habana, y fue declarar génelizará su inmediato gese la causa breve y suma ros como de tránsito para puertos estrangeros, riamente, y con ella dará cuenta al intendente bajo la garantia de producir certificados de nues. de la provincia, ó al superintendente delegadotros cónsules en ellos, con que sc acreditase la si fuese en la capital, para que en su vista de llegada de los mismos géneros reconocidos á termine la separacion si la estimase justa ; pues bordo á tiempo de habilitar los buques su salida. esta facultad ha de ser tambien privativa de los - Y respecto de los nacionales, la facultad, que dichos magistrados respectivamente. - (Con- les otorgaba el artículo 138, capitulo 7 de la real cordante del 246.)

instruccion de rentas de 1816 «de hacer escalas

en los puertos de Indias, para dar salida a sus El servicio de meritorio admitido con real cargamentos en el todo ó parte , anotándose en aprobacion ó en plaza de reglamento se compu el registro lo vendido en cada uno, cargando o ta al empleado efectivo. (V. SUELDOS de jubila-reintegrando los derechos segun los puntos en dos.) - Una real órden de 20 de mayo de 1812 que se hubiese verificado;" parece renovada por resolvió por punto general, no se admitiesen el art. 68 de la ley de aduanas de 1841 con las en las oficinas de hacienda de ultramar super- escepciones de los art. 54 y 69 (tom. 1,o pág. numerarios, meritorios, agregados, ni entre-343). tenidos con sueldos, a no ser los que debe ha Las reglas para efectos declarados de tránsito ber por reglamentos aprobados por S. M. en las ADUANAS de Cuba; Puerto-Rico; y Fili

pinas véanse (tom. 1.o pág. 59, 62, 103, y 334), ENVIO DE CAUDALES. V. HACIENDA y la amplia libertad a los buques del comercio (remesas de.)

de Manila (tom. 2, pàg. 308.)

ECUADOR (república del).- En su capital Quito tiene la España un ministro representante. Véase COMERCIO (tratados de) tom. II, pág. 278.

ESCLAVOS: ESCLAVITUD. - Para demostrur los reales permisos y asientos de introduccion de negros en las Indias, de donde procede el origen é indisputable licitud de esta clase de propiedad, que no merece menos respeto, que cualquiera otra, empezaremos este articulo, trasladando primero el titulo de leyes, que le concier.

ERARIO. - V. FISCO: HACIENDA.

ERECCION DE IGLESIAS.–V. IGLESIAS:

DE LOS DERBCHOS DB BSCWAVOS.

ne, y seguidamente un resumen cronológico de instrucciones dadas á los oficiales de hacienda dichos asientos.

de Acapulco.

LEY V. TITOLO DIEZ Y OCHO DEL LIBRO OCTAVO.

De 1598.- Que se buen despacho en los puer.

tos á los navios del asiento de esclavos. A los factores, procuradores y agentes que

por parte de los asentistas de esclavos asistieren LEY PRIMERA.

en los puertos de las Indias al despacho de los

navios en que los llevaren, se dé breve y buen De 1595.- Que no se introduzcan esclavos en

despacho, y sobre todo lo que se les ofreciere lus Indias sin licencia del Rey ó asentista.

tocante á sus asientos, sean ayudados y favoreOrdenamos y mandamos, que si alguna per. cidos en cuanto fuere necesario. soda llegase á cualquiera punto de nuestras

LBY VI. Indias, y llevare uno ó mas esclavos negros sin permision ni licencia nuestra ó del asentista,

De 1619.- Que los alcaldes de sacas, portazconforme se hallare pactado en el asiento, in gueros y dezmeros no cobren derechos de lo curra en las penas de él, sin arbitrio di mode que llevaren los navios de esclavos paru basti. racion; y el juez que contraviniere ó tuviere mentos y pertrechos. omision ó negligencia, será castigado, y satis

LEY VII. fará al asentista los daños ó intereses que de sus procedimientos resultaren , por no haber cum De 1624.- Que en Cartagena se cobren 6 reales plido lo mandado por esta nuestra ley.

de cada negro que entrare, para la pacirca

cion de los cimarrones. LEY II.

LEY VIII. De 1557.- Que no se desemburquen negros en

De 1579.- Que cuando el Rey hiciere merced las Indias sin licencia de la justicia y oficiales

de derechos de esclavos se entienda de los que reales.

$6 pagan en las Indias. De ningun navio, en que se llevaren esclavos Declaramos, que cuando hicieremos gracia y negros á las Indias, de cualquier parte que sea,

merced de los derechos de esclavos á miuistros se pueda desembarcar ningun negro, varon ó

ó personas que nos van a servir á las Indias, pahembra, en tierra de ningun puerto sin licencia ra llevar en su servicio libres de derechos, del gobernador o alcalde mayor , y de nuestros ha de entender solamente de los de licencia de oficiales reales, que en él residieren , los cuales cada esclavo, y derechos que se nos deben y cau. cuesten los negros que salieren en cada barca, san en las Indias, y no en los de la ciudad de para ver si van algunos sin licencia ó registro, Sevilla. pena de que el barquero que echare en tierra

LEY IX. negro o negra sin licencia de los susodichos, por el mismo caso pierda la barca, y sea preso por

De 1610 y 11.- Que las audiencias no puedan lérmino de treinta dias.

librar, ni valerse de los derechos de esclavos,

y se remitan á España. LEY III.

LBY X. De 1624.- Que del Rio de la Plata, Paraguay y Tucuman no puedan pasar esclavos al Perú.

De 24 de abril de 1595.- Que los asentistus de

esclavos puedan contratar con sus factores, LEY IV.

como no sea contra lo capitulado. De 16 de octubre de 1626.- Que se registren Damos licencia y facultad á los ascntistas de

y paguen los derechos de esclavos traidos de esclavos que se llevan a las Indias , para que en Filipinas à la Nueva España, que deben ser razon de tomar las fianzas de los factores , pro400 reales de cuda esclavo, con arreglo á las curadores y agentes, y los demas que los nave

se

gan por sus órdenes, y aceptar las pagas de los de alzamiento : que las licencias reales para inderechos en las Indias , seguros y averías de ar troducirlos, causaban de ordinario el adeudo de mada, puedan hacer los pactos, conciertos que dos ducados por cabeza fuera del almojarifazquisieren, y tuvieren por bien, los cuales sean go: que se otorgaron en agosto y setiembre firmes y valederos, no siendo contra lo capitu- de 1518 á don Jorge de Portugal y al marqués lado en sus asientos.

de Astorga, al primero para introducir 200,

y al segundo, para 400, y seguidamente al goLEY XI.

bernador de Bresa para 4.000 en ocho años: y De 1571.- Que no se atienda al número de es

que en los subsecuentes hasta 1535 la compañia clavos, que se embarcaren en Guinea , sino á

alemana disfrutó la merced de otros 4000, sobre los que se desembarcaren en las Indias.

cuyo perjudicial estanco se escribia de Santo Los esclavos negros, que se cargan en Cabo Doniingo y suplicaba al emperador , no conceVerde, ó en otras partes para las Indias, en mas diese nuevo asiento, y dejase libre el tráfico, pacantidad ó número del que se contiene en los gando sus derechos. registros de nuestros jueces oficiales de Sevilla, En la nota pág. 32 de los Tratados de Paz y deben ser perdidos y tomados en la misma can Comercio se asegara : que con el aliciente del tidad y número de los que quedaren vivos; pero contrabando se procuraba por todos los medios se debe tener consideracion con los que hubieren imaginables facilitar el priyilegio de estos asienentrado, y entraren en las Indias para guardar y tos para súbditos estrangeros: que concedido á ejecutar lo ordenado en los que se introdujeren, los flamencos en 1517, fue tal el beneficio, y el demas de los contenidos en los registros, y no aumento de introduccion de negros, que sobreen los que se hubieren cargado en Cabo Verde, pujando a los blancos en la isla de Santo Domino en otras partes, aunque sea en mas cantidad y go, vinieron a las manos en 1522, mataron al número, si se averiguare, que los que faltaren, gobernador y llegaron a atacar el fuerte: que lidemas de los cargados, son muertos en la mar, y mitados desde entonces, casi habian desapareci

do Iudias. Y ordenamos, que conforme a lo susodi soro, y la precision de reembolsar á los genovecho se haga justicia en los casos y pleitos que se ses sus suplementos para la espedicion de la ofrecieren, y hubiere de esta calidad, guardán-invencible urmada, movieron a Felipe II á condose primero y ante todas cosas lo capitulado; y cederles otro:que de 1595 á 1600 le tuvo Gomez declarado en cada asiento que se hiciere, y otor Reinel: y que en 1600 se celebró nueva contrata gare.

por nueve años el portugués Juan RodriQue se cobre ALMOJARIFAZGO de los esclavos guez Continho, gobernador de Angola, que se

que se introduzcan : alli la ley 18, tit. 15, li obligó å surtir las Indias con 4.250 esclavos bro 8, con la nota de página 236. tomo 1. anualmente, pagando al Rey en cada uno 162.000

ducados; y por su muerte en 1603 recayó el

contrato en su hermano Gonzalo Vaez Continho, Resúmen historiado de los varios asientos, que se al que se rebajaron 22.000 ducados.

fueron ajustando para la introducción de afri Veamos ahora antes de pasar á los asientos del canos en las Indias Occidentales, desde su des siglo 17, lo que acerca de los mismos del 16, y de cubrimiento hasta la total estincion del tráf las retricciones que desde entonces se imponian co, convenida en los tratados de 1817 y 35. á este comercio, nos dicen las Memorias histó

tóricas de Antunez (Madrid 1797), en cuya exacDe estractos reunidos por el señor la Sagratitud de relato se puede descansar , como que en el apéndice á su Historia Politica n.° 89 (Paris era togado del consejo de Indias, que escribia 1842), con referencia a los pedidos de negros, à la vista de su importante archivo, con la que hacia la isla Española, para poder trabajar circunstancia de presentar ya su obra doctrinas sus minas , aparece: que en el año 1505 entre los humanitarias, contra el tráfico negrero, sin nepasageros fueron 17 esclavos negros : que en cesidad de escitaciones estrangeras, ni de la pre1510, pasaron mas de 100, y que ya se encar tendida filantropia de los abolicionistas del dia; gaba casarlos, para qne dieran menos sospechas como en época mas remota fue propia del jesui

ta español Avendaño (Thesaur. Ind., tit. 9, cap. var esclavos ni esclavas sin real licencia; pres12) la severidad en condenar el inicuo comercio cribiendo, que los conducidos sin este requisito de negros, calificando a los que en el tomaban de casta de moros ó judios ó mulatos se volviesen parte, de violadores de los mas sagrados dere para España á costa del introductor, y todos chos de la naturaleza.

los pasados sin licencia se confisquen.

Cédula de 1 febrero de 1579.- Que los que Real provision de 25 de febrero de 1530.- luviesen licencia no pudieran llevar esclavos Entre otras cosas prohibidas de embarcarse pa. negros casados, sin que los acompañasen sus ra Indias incluye los esclavos blancos y negros, mugeres e hijos. -Se concedian estas licencias y que el maestre que los llevase sin espresa real particulares por la necesidad de atender en las licencia incurriria en 50.000 maravedis de mul- Antillas al benefcio de las minas y de los ingeta.—Ya por otra anterior de 11 de mayo de 1526 nios, y aun por ello en cédula de 6 de junio de se habia prohibido el embarque de negros ladi| 1556 se llegó a poner lasa, para no poderse vennos, porque siendo de malas costumbres, en der la pieza á mas de 100 ducados, aunque reEspaña no se querian servir de ellos, y en las vocada por la de 15 de setiembre de 1561 cada Indias aconsejarian mal a los otros negros paci uno quedó en libertad de venderlos á como puficos y obedientes á sus amos.

diera. Real cédula de 19 de diciembre de 1531. La de 2 de enero de 1586.- Concede á GasRenovó la probibicion de pasar á las Indias nin par de Peralta, que de los reinos de Castigunos esclavos berberiscos , pues que se tenia Ila y Portugal, isla de Cabo Verde y Guinea entendido, que a pesar de ella los llevaban re pudiese llevar á Indias (cscepto Tierra Firme) gistrados por esclavos. La de 28 de setiembre 208 esclavos, tercia parte de hembras, libres asi de 1532, el llevarlos de la isla de Gclofe , por. del derecho de los dos ducados de la licencia de que se sabía, que esta casta de negros soberbios, cada uno, como del de almojarifazgo y cualquieinobedientes, revolvedores, é incorregibles era ra otro, por el servicio que hacia de 2 cuentos la causa de los alzamientos y muerte de cris 300 y 40.000 maravedis; con prevencion que tianos, que habian sucedido en Puerto-Rico y los navios de este asiento saliesen a navegar en las otras islas. - Y la de 1.o de mayo de 1543, conserva de los de las flotas , y que los adminisprohibe la conduccion de esclavos mulatos, aun tradores que tenia el Rey en los puertos donde á los que se hallen con real licencia para el trá se hubiesen rescatado y contratado los dichos fico de negros.

esclavos, certificasen á espalda del registro los La de 16 de julio de 1550: informado el Rey que se fuesen cargando á cuenta de la contrata. « que a causa de se haber encarecido el precio La de 30 de enero de 1595.-Otorga el asien« de los esclavos negros en Portugal, y en las to de Pedro Gomez Reynel, para que en 9 años « islas de Guinea y Cabo Verde, algunos merca él solo pudiese llevar a las Indias los esclavos « deres y otras personas que entienden en pasar negros, cuyas licencias he acostumbrado vender, « de ellas a las Indias, han ido у enviado á com sacandolos de Sevilla, Lisboa, Canarias, Cabo

prar negros á las islas de Cerdeña, Mallorca | Verde y Santo Tomé, Angola y Mina , ó de « y Menorca, y otras partes de Levante, para los ctras cualesquiera partes por su cuenta , ó la de « pasar a dichas Indias, porque diz que alli va los sugetos á quienes cediese la licencia; bajo « leo mas baratos; y porque los negros que hay los capitulos entre otros de pagar por el asiento « en aquellas partes de Levante, diz que son de 900.000 ducados que afianzaria, y de introducir « casta de moros, y otros tratan con ellos, y en cada año 4.250 esclavos , so pena de pagar 10 « una tierra nueva donde se planta agora nues ducados por cada pieza que dejase de remitir, « tra santa fé católica , no conviene gente de es es decir 38.250 en los 9 años distribuidos en las «ta calidad, » se prohibe pase ningun esclavo Antillas, Nueva España, Honduras, Rio de la negro, que sea de Levante, ni se haya traido de Hacha, Margarita, y Venezuela ; y que ninguno allá, ó que se haya criado con morisco , aunque seria mulato, ni mestizo, turco, morisco, ni de sean de casta de negros de Guinea.

otra nacion , sino negros atezados de las dichas Una de las ordenanzas de la casa de contra islas y provincias de la corona de Portugal. tacion de 1559 - Repitió la prohibicion de lle Siguióse el asiento de los hermanos Continho

« AnteriorContinuar »