Imágenes de páginas
PDF
EPUB
[ocr errors]

у

ben conocer los presidentes, letrados, y oidores,

LEY XXXIII. a los cuales mandamos, que hayan y adinitan al virey en los asientos y votos, y juntamente D. Felipe II en Madrid á 18 de febrero de 1588. Don con él entiendan en todo lo conveniente al go Felipe III es el Escorial á 19 de julio de 1614. Don bieroo.

Felipe IV eu Madrid á 18 de febrero de 1628. LEY XXX.

Que los vireyes del Perú y Nueva España se so

corran en los casos de necesidades públicas, y lo El principe gobernador en S. Lorenzo á 15 de octu inismo hagan las audiencias y gobernadores. bre de 1597. D. Felipe III en Madrid á 15 de enero de 1600.

Ordenamos á los vireyes del Perú y Nueva
España, que

si
para

efectos de nuestro real Que el virey del Perú y audiencia de Lima no

servicio tuvieren necesidad de gente, armas, se entromelan en el gobierno de Chile, si no fue

artilleria, mantenimientos, y otra cualquier core en casos graves y de mucha imporlancia.

sa , luego que se den aviso, provea el uno al Es nuestra voluntad, que los vireyes del otro con toda presteza y diligencia de lo que huPerú, y audiencia de Lima no impidan, ni biere menester, asi como si Nos se lo ordenára. embaracen al presidente gobernador y capitan

mos, y lo mismo hagan auestras andiencias y general de Chile en el gobierno, guerra y ma gobernadores. terias de su cargo, si no fucre en casos graves, у de mucha importancia , aunque esté subordi

LEY XXXIV. nado al virey, y goberoador de la audiencia de Lima. (6)

El emperador D. Carlos y la princesa gobernadora

en Valladolid á 18 de diciembre de 1553. D. CarLEY XXXI.

los Il y la reina gobernadora. D. Felipe II en Madrid á 9 de abril de 1591. Que los oidores no se introduzcan en lo que tocaré

á los vireyes, y lus respelen y reverencien. Que los vireyes se procuren servir de hijos nie

Mandamos á los oidores de nuestras audien. tos de los que se contiene, y no se entienda con ellos la prohibicion de ser promovidos.

cias de Lima y Méjico, y todas las deinas á quien

locare, que no se introduzgan en las materias Los vireyes procuren servirse, y tener en sus casas hijos y nietos de descubridores, paci- reyes, y se las dejen hacer y proveer sin contra

que pertenecen al cargo y gobernacion de los vi. ficadores y po..ladores, y de otros beneméritos, diccion, y cuando les pareciere, que hacen alpara que aprendan urbanidad, y tengan buena

guna provision, que no sea tan ajustada como educacion. Y declaranios, que con ellos no se

conviene , se lo adviertan en la órden

у

forma entienda la prohibicion de la ley 27, tit. 2, de

dispuesta por la ley 36, tit. 15, lib. 2, y en toeste libro,'y que conforme á sus méritos у do tengan á los vireyes inucho respeto y reveren: vicios han de ser proveidos y ocupados en el

cia, pues representan nuestra persona real, y lugar y grado que les tocare, concurriendo con

esten siempre may advertidos de que el paeblo otros beneméritos. (7)

no entienda, que entre los vireyes y oidores hay LEY XXXU.

alguna diferencia, sino toda conformidad.

LEY XXIV.
El mismo en la dicha Instruccion de 1595, cap. 19.
Y en la de 1596, cap. 46. D. Felipe IV en la de 1628,

D. Felipe III en S. Lorenzo á 26 de abril de 1618.
Y en Santaren á 13 de octubre de 1619. Y en S. Lo-

renzo á 5 de scliembre de 1620. D. Felipe IV á 7 y Que los vireyes y gobernadores no traten casarnien,

11 de junio de 1621. los de sus deudos y criados con mugeres que han sucecido en encomiendas.

Que los vireyes nombren asesor sin salario , que Mandamos que los vireyes, presidentes y go

no sea oidor , y no saquen las causas de los tri

bunales donde locan. bernadores no traten, ni concierten casamientos de sus deudos

у criados con mugeres que hubie. Ordenamos á los vireyes , que para las maren sucedido en repartimientos ó encomiendas terias de justicia y derecho de partes , tengan de indios, y las dejen casar y tomar estado con

noinbrado on asesor sin salario, al cual, y no á la libertad, que tan justa y debida es, procu

otro, sino fuere en caso de recusacion ó justo rando que sea con las personas que fueren mas

impedimento, remitan todas las causas de que á propósito para nuestro servicio, paz, conserva deben conocer, reservando para sí las que fue. cion y aumento de aquellas provincias.

ren de mero gobierno, y no las de jurisdiccion

contenciosa, y este asesor no sca oidor , por los (6) Ley 3, tit 1.o, lib. 5. Véase lo que nota so

inconvenientes que pueden resultar de que los bre la ley 3 de arriba.

oidores se hallen embarazados en semejantes () Eu cédula que acompaña los títulos de vire

asesorías ó consultas; y cuando se ofreciere algun yes, se les da faculiad de proveer doce corregimien

caso tan extraordinario y urgente que obligue à ios en sus familiares y beneméritos. Véase li nota á elegir alguno de la audiencia para el, esté adverla ley 70, título anterior, donde se verá la practica actual y órdenes que parecen derogar esta ley,

tido que en grado de apelacion , suplicacion, repues por lo menos escluyen la facultad de emplear

curso ó agravio, no puede ser juez. Y manda. estos mismos familiares en destinos de real Ha mos, que los vireyes no saquen las causas de los cienda.

tribunales donde pertenecen, y dejen las primeTOMO II

6

sers

cap. 20.

de 1628,

[ocr errors]

indios,

lagan

ras y deinas instancias a quien tocan por de denanzas; sin alterar, ni innovar en cosa al. recho. (8).

guirá. (9.) LEY XXXVI.

LEY XXXVIII.

D. Felipe II en la dicha Instruccion de 1595, capítuD. Felipe IV en Madrid á 13 de setiembre de 1623. lo 34. Y en la de 1596, cap. 50. D. Felipe IV en la

сар.

31. Que los vireyes dejen proceder a las audiencias en casos de justicia.

Que los vireyes y presidentes se informen como ad

ministran justicia los ministros de sus distrilos, Está ordenado que en todos los casos qne se

y avisen de ello al rey en carla de mano propia. ofrecieren de justicia dejen los vireyes proceder

Los vireyes y presidentes gobernadores tená los oidores de nuestras reales audiencias, con

gan may especial cuidado de informarse, y enforme á derecho, guardando las leyes y orde

tender coino se adıninistra y cjecala la justicia nanzas.

Y

porque en la observancia de ellas con. siste en la buena administracion de justicia y y justicias, con mucho recató y secreto, y nos

por sus aadliencias, gobernadores, corregidores, expedicion aniversal de los pleitos, mandamos á

avisen en carta a parte de su propia letra , del los vireyes y presidentes, que asi lo guarden pre

buen ó mal proceder de los susodichos, para que cisa y puntualmente, y no den lagar á que las

Nos tengamos noticia de los que deben ser premiaaudiencias lengan ocasioù de escribirnos lo con

dos ó castigados, y guarden lo dispuesto por las rario : y los vireyes y presidentes, se hallarán

leyes dadas en esta razon. desembarazados para acudir a las materias de gobierno de sus provincias, conservación de los

LEY XXXIX. adıninistracion у

aumento de nuestra real hacienda.

D. Felipe II en la dicha Instruccion de 1559, capi

tulo 37. LEY XXXVII.

Que averiguen si los ministros contralan, y avisen

de su proceder. D. Felipe III en Madrid á 16 de abril de 1618. Los vireyes y presidentes gobernadores est én

advertidos de saber y averiguar si los oidores, Que los vireyes en materias de justicia dejen pro

alcaldes, fiscales y ministros de gobernacion, jusveer al oidor mas antigun, sin votar ni mostrar in.

ticia o hacienda; tienen tratos y grangeria's por clinacion, ni voluntad.

sus personas, ó por medio de otras, ý Es nuestra voluntad y mandamos, que cuan.

ejecular sin rcinision las penas impuestas, y si do se trataren en los acuerdos de las audiencias

los oidores y ministros viven y proceden conformaterias civiles ó criminales, en que se hubie.

me å su obligacion, y no consientan que en sus ten de proveer autis ó sentencias delinitivas, o casas haya juegos prohillos, dándonos cuenta interlocutorias, que tengati fuerza de ella, los

de todo en las relaciones del estado de sus go. vireyes del Perú y Nueva España dejen rés

bieroos. ponder' y proveer al oidor itas antiguo lo que

LEY XL. se acordare, sin dar a entender intencion de su

D. Felipe III en S. Lorenzo a 11 de junio de 1601, voluntad, asi por no tener voto, como porque cap: 35 de Instruccion de vireyes. D. Felipe IV en los jueces tengan libertad para proveer justi.

Madrid á 18 de junio de 1621, eap. 33. D. Carlos II cia, y que en esto guarden lo que está dispues

y la reina gobernadora. to y ordenado por nuestras leyes , cédulas y or. Que los vireyes y presidentes gobernadores cum

plon lus cédulos que prohiben los cosamientos de

ministros y sus hijos. (8) Estos asesores se nombran hoy por S. M., y Ordenamos á los vireyes y presidentes gotienen declarado el sueldo de 5.000 pesos en el Perú por real orden de 23 de febrero de 1785.

bernadores, que tengan muy particular cuidado Por real cédula de 2 du ;. ilio de 1800 se ha de

de cuinplir y ejecutar las penas impuestos por clarado que estos asesores sean responsables de sus las leyes 82, y siguientes , lit 16, lib. 2. de es. dictámenes por sí solos en los vegocios de derecho ta Recopilación, y las dernas que tratan de la y justicia; pero en los gubernativos respondan igualprohicion de casarse los ministros y sus hijos mente los vireyes que sus asesores. Véase esta cédula por lo que habla acerca de no valerse de otros

dentro de los distritos de las audiencias, y de letrados, y en caso de no conformarse suspender

darnos aviso cuando sacediere el caso, para que y cousullar. Véase tainbien la ley 9, tit. 16, lib. 11 proveamos luego las plazas de los que contravi. de la Novisiina, y sobre recusacion de estos asesores nieren. de vireyas y presidentes. Véase la uota primera de la ley 27, tit. 2° del inismo libro de la Novisina,

LEY XLI. con la que concuerda la cedula de 26 de febrero de 1782, que se halla en el Teatro en la palabra aseso

D. Felipe III en Madrid á 17 de inarzo de 1619. Don res. Se advierte que por cédula de 26 de novieinbre

Felipe IV en balsain a 23 de octubre de 1621. Don 1786 sc declara , que el asesor del presidente de

Carlos Il y la reina gobernadora, Guatemala debe estender por via de dictámenes la que los vireyes no escriban generalidudes, y reme sentencia y demas providencias que contengari gra lan las informaciones neresarios, y si fuerr 'sobre vámen considerable a las partes ;

el proceder de ininistros, especifiquen los crisos. ga por decreto las

que son de para sustanciacion. Sobre lo que en el particular p:clen los an

Pur la ley 6, tíı. 16, lib. 2 està dada en la ditores de guerra , véase la nota 20 , tit. 4, lib. 6 de la Novisima Recopilacion

(9) Bovalilla , lib. 5, cap. 1.", números 74 y 75.

bastando pona

vean

forma en que los vireyes y ministros de las Indias nos han de escribir. Y porque cooviene, que

LEY XLV. en la substancia no se falle á lo necesario, y excuse lo superfluo , mandamos que cuando los

El emperador don Carlos y el principe gobernador

en Valladolid á 18 de diciembre de 1553. D. Felivireyes nos escribieren, y cuando dieren cuen

pe Il en la dicha Instruccion de 1595, cap. 40. Don ta de algunas materias que convengan

á nuestro Felipe III en Madrid á 17 de marzo de 1619. real servicio, buena gobernacion, y administra cion de justicia, no escriban generalidades, y

Que los vireyes consullen en los acuerdos las mohagan y reinitan las inforınaciones necesarias, y

lerias arduas , y si las parles recurieren á la au• si fueren sobre el proceder de algunos ministros,

diencia sobrescan. especifiquen los casos particulares , y procuren

Es ngestra voluntad que los vireyes solo pro. enviar la mayor comprobacion que sea posible.

у

delerininen en las materías de gobierno LEY XLII.

de su jurisdiccion; pero será bien que siempre

comuniquen con el acuerdo de oidores de la auD. Felipe III en San Lorenzo á 5 de setiembre de

diencia donde presiden, las que tuvierea los vi1020. D. Carlos Il y la reina gobernadora. reyes por mas arduas é importantes para resolver

con mejor acierto, y habiéndolas comunicado, Que los vireyes no despachen provisiones con el resuelvan lo que luvieren por mejor; y si las parnombre y sello del rey en negocios de justicia. tes interpusieren el recurso, que conforme á deOrdenamos, que los vireyes del Perú y Nue.

recho les pertenece para ante las audiencias, sova España no despichen por sí solos provisiones

bresean en la ejecucion, si por las leyes de este con nuestro nonbre y sello Real en negocios de

libro no se esceptuaren algunos casos especiales, justicia, de que toca conocer a las audiencias,

hasta que visto en ellas, se determine lo que por apelacion, suplicacion ú otro reeurso, asi se

fuere justicia. (11)
culares, como eclesiisticos; y en cuanto a los de
nas se,guarde la costumbre.

LEY XLVI.
LEY XLIII.

D. Felipe II en Aranjuez á 10 de junio de 1565. En
Madrid á 11 de febrero de 1571. Alli á 30 de junio

de 1585. D. Felipe IV en Madrid á 7 de junio de 1627.

Que los vireyes despachen los negocios de gobierQue los vireyes y ministros o quien se envioren.

no con los escribanos de cámara ó sus tewientes despachos, remilan al consejo leşlimonio de haber...

donde no hubiere escribanos de gobernaciot.. los recibido y publicado.

Ordenamos á los vireyes, que hagan y desMandainos a los vireyes, presidentes y mi. pachen los negocios de gobierno con los escribanistros, que si recibieren algunas cédalas y des,

uos de cámara, ó sus lenicntes, y no con otras pachos nuestros de oficio, que se deban poblicar

personas, si

por

Nos no estuvieren proveidos esen las audiencias ú otras partes, lo ejeculen asi, cribanos particulares de gobernacion, como resу la primera ocasion nos envien testimonio pecto de los demas presidentes se dispone por la de haberlos recibido y publicado al fin de la re

ley 4, tit. 16, libro 2. (12) lacion. LEY VLIV.

(11) Sobre la observancia de esta ley 45 y la 12, D. Felipe IV alli á 11 de junio de 1621.

Lit 16, lib 2, hay una célula de San Ildefonso á

5 de agosto de 68, á folio 154, lomo 25, en que se le Que los vireyes y ministros no resibon memorin. dijo al Sr. Amat, resultando la frecuencia con que les sin firma , y guarden el derecho de estos rei pasais por voto consultivo á este real acuerdo los ne

gocios, lo que muchas veces es perjudical á las parnos de Castilla.

tes : os encargo que no lo ejeculeis en estos pi olros Ordenamos á los vireyes, presidentes y go

negocios en que podeis resolver con vuestro asesor general de

que se da noticia con fecha de boy á esa bervadores, que si les dieren algunos memoria les

audiencia. sin Sirina procedan con gran recalo, y no los per

Pero por real orden de 29 de agosto de 78, miian sin delator conocido y danzas, y con las inandó que los V. y P. no remitan á voto consultivo Calidades que se contienen en la ley 64, lib. 2,

ni lo den las audiencias en los asuntos en que puelil. 4. de la Recopilacion de estos reinos de Cas. day conocer en segunda instancia. tilla, y las demas que de esto tralan. Y maoda Pero esta real orden y aquella cédula están man. mos, que los lean por sí mismos, y luego los rom

dadas recoger por cédula de 23 de diciembre de

1782, declarándose en ella que los vireyes pueden pan, quedando advertidos, y con el cuidado que

remitir á las audiencias los negocios que quieran, y es justo, por lo que importan algunas noticias, de que por esto ó el dictámen que presten , no quedan que se podràn insorınar con gran prudencia y imperidas de recibir las apelaciones que se intersccrelo, y no por tela de juicio, y segun lo que pongan por las partes. resultare procedan como mas convenga (10)

(12) Sobre esta ley 46 han sido eternas las qucrellas de los escribanos, y puede tomarse la idea bastante de este particular en las diferentes cédulas que

inserta la de 11 de octubre de 1790 , que queriendo (191 Ley 61 , tit. 4 , lib. 2 de Castilla que se man dar alguna regla en este asunto, dispuso que se desda observar temanente por cédula' de aquel con pachara y corriera por la escribania cuanto se presejo de 18 dle gulio de 1766.

sentase à proveer en papel sellado.

en

se

[ocr errors]
[ocr errors]

LEY XLVII.

LEY XLIX.

D. Felipe II en la dicha lostruccion de 1595, capiD. Felipe II en Aranjuez å postrero de noviembre tulo 6, y en la de 1596 , cap. 6. D. Felipe IV en la de 1568. En Madrid á 8 de febrero, y en Saa Lo de 1628, cap. 7. Véase la ley 73 , lit. 14 , lib. 1.o renzo á 16 de junio de 1590. D. Felipe III alli á 11

Que los vireyes' procuren la paz y conformidad de junio de 1612, y a 19 de julio de 1614. en Madrid à 2 de marzo de 1615. D. Felipe IV alli á 7 de junio

entre los prelados y eclesidsticos. de 1621, y á 16 de marzo de 1625. Alli á 18 de fe

Encargamos á los vireyes, que procuren la brero de 1628.

buena conformidad y correspondencia entre los Que en casos de secreto pucdan los vireyes despa

prelados seculares y regulares , y justicias reales char con sus secretarios ó con otras personas. Ley

y eclesiásticas, y si algun clérigo ó religioso fue5, tit. 16, lib. 3.

re escandaloso, y de su asistencia en aquellas

provincias resoltare, ó pudiere resultar inconOtrosi los vireyes y presidentes gobernadores veniente, los vireyes escriban ó llanien á sus puedan despachar con sus secretarios, ó con las prelados, y habiendo conferido sobre el esceso, personas que quisieren, los negocios en que por con su beneplacito le hagan embarcar, si no les cualquier via les pareciere se debe guardar se pareciere que hay otro remedio; y si algun prelacrelo, y de esta facultad podran asar, si en al do secular ó regular causare la inquietud, ó la gun caso importante les fucren sospechosos en el tuviere con los vireyes, o impidiere el cumplisccrelo los escribanos de gobernacion , y no en miento de lo que por Nos està proveido y ordeotra forma. (13)

nado, traten de remediarlo sin publicidad, ni es

cándalo, y no pudiendo nos avisen muy particoLEY XLVIII.

larmente, con recaudos ciertos de la calidad y

circuotancia del caso, y de lo que para su reD. Felipe III en San Lorenzo á 5 de setiembre de

medio podemos y debemos proveer. 1620.

LEY L, Que el virey de noticia á la audiencia de las flo

D. Felipe III en S. Lorenzo á 25 de agosto de 1620. tas, y uvisos que despachare.

Que pasando las discordias entre religiosos à tuUn mes antes que haya de salir la plata del mullo ó alborolo , se interpongan los vireyes y prePuerto de Callao, ó de la Veracruz, y barcos de

sidentes. aviso para estos reinos, lo hagan saber los vire.

Es propio de nuestra obligacion procurar la yes á los acuerdos de nuestras reales audiencias

paz entre nuestros vasallos, y especialmente los de Lima y Méjico; y si habiéndose conferido por religiosos, y para que tenga cumplido efecto, y voto consultivo hubiere algunas razones de buen todos traten del fin á que fuerea enviados a las gobierno, por donde segun el tiempo y ocasio

provincias de las Indias, hemos proveido y ore nes, convenga dilatar, ó abreviar el despacho, denado lo que conviene por la ley 68, tit. 14, Jas oiga y pondere, conformándose con lo que le

lib. 1, y por escusar loda discordia, ó diferencia pareciere mas justo.

que se ofreciere entre personas religiosas : Ordenamos y mandamos, que si estas pasaren á ta

molto ó disension, ó especie de turbacion de la (13) Los oficios de secretarios se han hecho hoy

paz pública, con escáodalo del paeblo, se interperpetuos y de R. nominacion con las justas consideraciones que espresa la real orden de....... y que

pongan nuestros vireyes y presidentes, y exhorse repitieron en otra de 25 de enero de 91 la

ten a los religiosos a la paz y union que tanto

рог secretaria de guerra.

conviene al Instituto religioso, y en caso necesa. Por real orden de 23 de febrero de 1785, seña rio les manden que se compongan y procedan laron al secretario del virey nato de Lima 5,000

bien, de forma que sientan no solo inlercesion, de sueldo con declaracion de no tener emo

por

lo lumentos.

que loca á paestro servicio, y al bien púPor real orden de 16 de abril de 1785, se la blico, sino resolucion en embarazar y reforınar, mandado

que

todas las reales órdenes por reserva por los medios que el derecho permite, á los das que sean como pertenezcan al empleo del virey, que tuvieren culpa en semejantes procedimiense deben poner en la secretaria.

tos. (14) En real orden de 7 de julio de 92 se mandó que á la secretaria del vireinato corriese unida la de la superintendencia.

(14) De esta ley hace mencion Elizondo, tit. 1.°, Sobre el cumplimiento de la ley 45 téngase pre núm. 513. sente el articulo 39 de la institucion de regentes en Para la práctica de esta ley 50 y la 68 que cita, que se manda que cuando se pasa al acuerdo algun se ha de tener presente la real cédula dada en San asunto á voto consultivo, se ponga la minuta de este Ildefonso á 20 de julio de 1756, espedida con motien papel blanco rubricada por el oidor mas anti vo de los ruidos de frailes Agustinos que depusieron guo, la que deberá devolver el virey o presidente á su provincial Fr. Felipe Machin, en tiempo del sedentro de veinte y cualro horas, rubricándola tam nor Castel-fuerte. bien si se conforma con el voto ; en cuyo caso se es. Se advierte que por cédula de 26 de noviembre tenderà el voto en el correspondiente papel sella de 1786 se reprobó al presidente de Guatemala indo, se firmará ó rubricará por todos los ministros, pasiese por si solo en los bandos pena de azotes etc., y se publicara; verificado lo cual pondrá en segui cuya resolucion recayó á virtud de representacion (a el virey su auto de cumplimicolo del acordado. de la audiencia, la que era de opinion que el presiVéase el mismo artículo sobre el modo con que el dente no solo en casos particulares, sino tambien en virey puede poner reparos al voto antes de confor las generaciones no podian imponer semejantes pemarse, yue ha de verificarlo por papel separado, ó nas por sí solo , sino las de multas, prision y otras de palabra , y no en la misma minuta.

semejantes,

pesos

[ocr errors]

cap. 68.

LEY LI.

LEY LIV. D. Felipe III en Madrid á 16 de abril de 1618. Alli D. Felipe II en la dicha Instruccion de 1595. D. Feá 17 de marzo de 1619.

lipe IIl' en Madrid á 25 de marzo de 1607. D. Car

los II y la reina gobernadora. Que en materias graves no ejecutan los vireyes, presidentes, audiencias y gobernadores lo que ora Que los rireyes y presidenles moderen los corregidenaren sin dar cuenta al consejo.

mienlos y jueces que no fueren necesarios

consientan tenientes sino en casos permitidos. Porque no es justo que los vireyes empeñen su autoridad en materias graves que nuevamen Porque en muchas provincias de las Indias te se ofrezcan, asi en puntos de nuestro patro- hay gran número de jueces, corregidorcs, alcalnazgo

real como en otros semejantes, y que des des mayores, y otros de capa y espada que nom. pues se haya de rerocar lo proveido y ejecutado: bran tenientes de la misma calidad en los lugaOrdenamos que en tales casos nos den primero res de su residencia, y cada uno de su jurisdiccuenta, si el peligro y daño no instaren y fueren cion : Ordenamos á los vireyes y presidentes go. evidentes; y lo mismo se guarde por los presi- bernadores que moderen los corregimientos y aldentes , audiencias y gobernadores.

caldias inayores que no fueren de paestra provi

sion y nombramiento, y precisamente necesaLEY LII.

rios, y á los que conviniere conservar no conEl emperador D. Carlos y el principe gobernador en

sientan tenientes sino en los casos permitidos Madrid á 5 de junio de 1552.

por leyes y ordenanzas; y los corregidores y alQue se ejecuten lo que proveyeren los vireyes en

caldes inayores en sus distritos hagan aderezar

los caininos, yvisiten los ingenios y obrages. (17) los casos de esta ley. Ordenamos que se ejecute sin embargo de

LEY LV. apelacion, lo quc ordenaren y proveyeren los vireyes, sobre mandar que se quiten ó moderen

D. Felipe en la dicha Instruccion de 1595, algunas estancias de ganado, pagar daños, y ha

Don Felipe III en Valladolid à 4 de agosto de 1603.

D. Felipe IV en la de 1628 , cap. 67 y 68. Véansc cer las ordenanzas que les parecieren convenien

las leyes 17, tit. 14, y la primera, tii. 8, lib 8. tes al buen gobierno, aunque apelen los interesados y les sea otorgada la apelacion para sas au Que los vireyes y presidentes tengan '

mucho cuida. diencias, donde visto se haga y determine jus do de la cobranza y administracion de las rentas ticia. (15)

reales, y que sea sin perjuicio de los vasallos. LEY LIII.

Los vireyes y presidentes gobernadores ten

gan mucho cuidado con todo lo que toca á los D. Felipe III en S. Lorenzo á 19 de julio de 1614.

miembros de hacienda nuestra, y rentas que teD. Felipe IV en Madrid á 18 de febrero de 1628.

nemos en las Indias, procurando su aumento, Que los vireyes puedan mandar abrir caminos y

y que se cobre y administre con especial diligenhacer puentes donde convinierė, y repartir las con.

cia y mucha claridad en tal manera, que consitribuciones.

guiéndose los buenos efectos que confiainos, por Permitimos á los vireyes, que en las partes y ninguna via sean molestados los españoles ni inlugares donde convinicre abrir у

facilitar cami dios, antes bien tratados los unos y los otros, nos, calzadas, bacer y reparar puentes para el por ser esto de lo que depende el mayor aumenuso y comercio de las poblaciones, puedan hacer to y segura conservacion de aquellos reinos. (18) los gastos que fueren mas precisos y necesarios, con la inenor costa que sea posible, y que con

LEY LVI. tribayan para el efecto los que gozaren del be

Orden de vireyes, cap. 62. neficio, conforme a las leyes de estos reinos de Castilla ; y por la parte que han de contribuir Que los vireyes hagan juntas de hacienda los jue. los indios, tengan muy especial cuidado de que

ves en la tarde, y no se traten en ellas otras ma

terias. se les reparla con inucha moderacion y atencion á sa necesidad y pobreza, y á lo determinado Mandamos que los vireyes de Lima y Méjipor la ley que de esto trata. Y mandamos, que las co tengan junta de hacienda todos los jueves en ciudades y concejos no puedan echar contribu

la tarde, en la forma contenida en la ley 159, ticiones à españoles, ni indios por los gastos. que tulo 15. lib. 2. Y porque hemos sido informado, se causaren en la policia. (16)

que en ella se trataban otros negocios diferentes,

у inandaban pagar algunas cantidades con auto(15) Sobre apelacion de vireyes veánse las leyes 35 y 13 del tit. 15, lib 2, y la 5, tit. 1. lib. 7.

ridad de la junta: Ordenamos, que no se trate, ni Se advierte tambien que por cédula de 1.° de practique mas que del beneficio y aprovechamien. diciembre de 1806, se mauda que con arreglo á lo que se observa en Buenos Aires, deje é la audiencia el receptor que va á pedir la venía para publicar (17) Por cédula de 15 de diciembre de 1777 se bando del gobierno de Guatemala , copia del refe unieron el corregimiento de la Plata y el de Zamparido bando e para la noticia de la audiencia y demas raes, el de Tooma y Pomebanba , y se unieron tainefectos;n y que en materias de gravedad no se pu: bieu el de Chechapayes, el de Luya y Lamas etc. bliquen sin prévio acuerdo de la audiencia.

(18) La super-intendencia de todos los ramos de La ejecucion de esta ley se recomieuda en el ar real Hacienda se concedió a los vireyes del Perú por tículo 6'de la Ordenanza de intendentes. Véanse las cédula de 27 de agosto de 47, tomo 3.o, núm. 183 leyes primeras de los títulos 16 y 17 del lib. 4. del archivo de Lima. Véase la nota que está en la (16) Esta es la 7 del tit. 15 , lib. 4.

ley primera, tit. 8 , lib. 8 infra. томо II

7

« AnteriorContinuar »