Imágenes de páginas
PDF
EPUB
[ocr errors]

م رو

[ocr errors]

Entre los

que
he dicho

quemaron en Sevilla en torno de aquellos dichos ocho „ años , quemaron tres clérigos de misa, „é tres o quatro frayles, todos de este „ linage de confesos : é quemaron un doc„tor frayle de la Trinidad que llamaban Sabariego , que era un gran predicador

gran falsario , herege engañador, que „ le conteció venir el viernes santo de predicar la pasion é hartarse de carne.

Quemaron infinitos huesos de los corrales de la Trinidad é San Agustin , é „, San Bernardo de los confesos que allí se

habian enterrado , cada uno sobre si al uso judáico: é apregonaron é quemaron en estatua muchos que hallaron dañados de los judíos huidos.

Aquellos primeros inquisidores ficie»ron facer aquel quemadero en Tablada »; con aquellos quatro profetas de yeso en »que los quemaban : é fasta que no ha,, ya heregía, los quemarán. Muy haza

ñosa cosa fué el reconciliar esta gente "por donde se supo por sus confesiones » que todos eran judíos. E súpose en Se

villa de los judíos de Córdoba , Tole„do , Burgos, Valencia , é Segovia , é toda España , como todos eran judíos.

[ocr errors]
[ocr errors]

Estaban so aquella esperanza que el » pueblo de Israel estuvo en Egipto ; que » aunque habian de los egipcianos muchos „ majamientos, esperaban que Dios los ha

bia de sacar de entre ellos como despues » los sacó con mano fuerte

у

brázo extendido. E ansí ellos tenian que los cristia„nos eran los egipcianos é peores: é creían „ que Dios milagrosamente los sostenia é los defendia : é tenian que por mano de Dios habian de ser acaudillados, visita„dos, é sacados de entre los cristianos, „é llevados en la santa tierra de promi

[ocr errors]

sion.

1

„, Só estas locas esperanzas estaban é „vivian entre los cristianos como por ellos

fué manifestado é confesado ; de mane„ra que todo el linage quedó infamado é

tocado de esta enfermedad. Hobo reconciliacion en Sevilla que salian en la pro

cesion destas disciplinas de los viernes „mas de quinientas personas ,

hombres é „ mugeres , con las caras descubiertas por las calles.

Esta santa Inquisicion hobo su comienzo en Sevilla , é despues fué en „Córdoba , donde habia otra gran sina„goga de malos cristianos como en Sevi

[ocr errors]

وو

[ocr errors]

„lla ; é despues fueron puestos inquisido„ res por toda Castilla é Aragon; é son infinitos quemados, é condenados , ě reconciliados encarcelados en todos los arzobispados é obispados de Castilla é Ara„gon. E muchos de los reconciliados tor„naron á judaizar que son quemados por

el mesmo caso en Sevilla , é en las otras „partes de Castilla. Ahora no quiero es

cribir mas desto , que no es posible es„cribir las maldades de esta herética pra

vedad. Solo digo, que pues el fuego está encendido , que quemará fasta que

halle cabo al seco de la leña que sería „ necesario arder hasta que sean desgasta

dos é muertos todos los que judaizaron, „ que no quede ninguno: é aun sus fijos, „los que eran de veinte años arriba : é si

fueran todos de la misma lepra , aunque tuviesen menos ( 1 ).”

Si todos los españoles hubiesen pensado como este buen cura de los Palacios, no podria yo sostener mi proposicion , pero el mayor número de los hombres de juicio no tuvieron la bilis tan exâltada contra los cristianos nuevos. Fernando del Pul

رو

(1) · Bernaldez: Hist. de los reyes cat. cap. 44.

gar (sugeto de crítica muy superior á la del cura) opinaba de un modo bien diferente quando escribia cartas confidenciales como se notará despues. Ahora veremos su narracion pública en la crónica de los reyes católicos, que es del tenor siguiente : „El rey é la reyna considerando la mala é perversa calidad de aquel error, é queriéndolo con gran estudio é diligencia remediar , enviáronlo á notifi„ car al sumo pontífice , el qual dió su bu„la , por la qual mandó que hubiese inquisidores en todos los reynos é señoríos del rey é de la reyna ; é castigasen

los culpados de la herética pravedad. E „dió el cargo principal desta Inquisicion „á un religioso de vida honesta

que

tenia gran zelo de la fe , que se llamaba Fray Tomas de Torquemada, confesor del rey, é prior del monasterio de Santa Cruz „de Segovia , de la orden de Santo Do

[ocr errors]

mingo.

[ocr errors]

Este prior (que era principal inquisidor) substituyó en su lugar inquisidores „ en todas las mas cibdades é villas de los „ reynos de Castilla , é Aragon, é Valen„cia, é Cataluña : los quales ficieron In

quisicion sobre aquella materia de la he

رو

[ocr errors]

رو

rética pravedad en cada tierra é comar

ca donde eran puestos , é ponian en ellas „sus cartas de edictos fundados por dere„cho, para que aquellos que habian ju

daizado, ó no sentian bien de la fe, dentro de cierto tiempo viniesen á de

cir sus culpas, é se reconciliasen con la i „ santa madre iglesia.

Por virtud de estas cartas y edictos muchas personas de aquel

de aquel linage dentro „ del término que era señalado parecian an„ te los inquisidores, é confesaban sus cul„pas é yerros que en este crimen de heregía habian cometido; á los quales da

ban penitencia segun la calidad del cri„ men en que cada uno habia incurrido: fueron estos mas de quince mil personas ansí homes como mugeres.

„E si algunos habia culpados en aquel crimen , é no venian á se reconciliar den„tro del término que les era puesto, ha,, bida informacion de testigos del yerro „ que habian cometido , luego eran presos, „é se facian procesos contra ellos, por

virtud de los quales eran condenados por „ hereges é apostatas, é remitidos á la jus„ticia seglar. Destos fueron quemados en

diversas veces y en algunas cibdades y

[ocr errors]
[ocr errors]
[ocr errors]

ور

[ocr errors]
« AnteriorContinuar »